• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Quitan estado clerical a cura por abuso infantil
El religioso, en una foto de archivo. Foto: Especial

La Iglesia católica retiró el estado clerical a Fernando Martínez, miembro de los Legionarios de Cristo, al considerarlo culpable de abuso sexual contra al menos ocho menores, entre 1991 y 1995.

En una misiva fechada este lunes desde Roma, el secretario general de los Legionarios de Cristo, Andreas Schöggl, informó que el Papa admitió la solicitud de una de las víctimas “por el bien de la Iglesia (Pro bono Ecclesiae)”.

Te puede interesar: Captan a ladrón vestido de traje en camión de la México-Pachuca

Sin embargo, a Martínez se le permitió seguir perteneciendo a los Legionarios de Cristo y, por tanto, a la Iglesia, llevando una vida de oración y penitencia, alejado del ejercicio público del sacerdocio.

“Los Legionarios de Cristo asumirán la responsabilidad de que Fernando Martínez lleve una vida que corresponda a su condición de religioso que ha perdido el estado clerical, y reafirman su determinación de recorrer el camino difícil y exigente de reparación y sanación”, afirmó la Iglesia.

La congregación pidió perdón a las víctimas y al mismo religioso, por los abusos que él mismo sufrió de sus superiores.

“Ante el resultado de las investigaciones sobre el caso del P. Martínez, nos provoca profundo dolor el sufrimiento de las víctimas y el escándalo causado. Junto con el P. Martínez pedimos humildemente perdón por sus actos abusivos contra menores de edad y deploramos nuestros errores que han aumentado todavía más el dolor de las víctimas.

“Como institución también pedimos perdón al P. Martínez por los abusos que él sufrió y por no haberle ayudado adecuadamente cuando salieron a la luz los abusos que él había cometido”, dice el documento.

El pasado diciembre, los Legionarios hicieron público un informe en el que identificaron a 33 sacerdotes y 71 seminaristas que abusaron sexualmente de menores de edad en las últimas ocho décadas. Un tercio de los indiciados, entre ellos el propio Martínez, fueron a su vez víctimas de Marcial Maciel, fundador de la institución.

Compartir