Jueves 13.08.2020 - 19:20

Reconoce Obama el respeto de Mexico a los derechos humanos

JJ Macías, apenado por narración de comentarista de Multimedios
Por:

Notimex

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, reconoció la determinación y el coraje del gobierno mexicano para enfrentar al crimen organizado y ofreció el respaldo de su administración en esa lucha.

En una conferencia en la que participaron los mandatarios de México, Estados Unidos y Canadá, al término de la Cumbre de Líderes de América del Norte, Obama aseguró que siguen comprometidos los recursos técnicos y económicos de la Iniciativa Mérida para México.

Durante su intervención y al contestar preguntas de los periodistas, el mandatario estadunidense abordó diversos temas de la agenda trilateral y bilateral, entre ellos la competitividad, el cambio climático, la salud y la migración.

Además de destacar la labor contra el crimen organizado en territorio mexicano, el presidente Obama reconoció el compromiso de México en transparentar la actuación de los corporaciones policiacas y respetar los derechos humanos.

Al mismo tiempo, ratificó el compromiso de su gobierno por disminuir la demanda de drogas y con ello suprimir el "mercado" de los cárteles, que han causado inseguridad y muerte en ambos países.

Dijo que tiene una "gran confianza en que el gobierno del presidente Felipe Calderón aplica la fuerza necesaria para combatir a la delincuencia organizada, siempre con respeto a los derechos humanos, compromiso que comparto personalmente con él".

El presidente Barack Obama insistió en que los recursos de la Iniciativa Mérida no se verán comprometidos por las opiniones que se puedan externar en su país, porque Estados Unidos tiene muy claro el compromiso y la seriedad con que México actúa en esa materia.

En cuanto a la seguridad, expuso que su gobierno continuará fortaleciendo el combate a la delincuencia en la frontera, con la intención de hacer de esa zona un lugar más seguro y garantizar una migración ordenada y legal.

Coincidió con el presidente Calderón en el sentido de que la infraestructura fronteriza debe ser mejorada, para garantizar que no se detengan los enormes flujos de personas y mercancía que diariamente cruzan la línea para prosperidad de ambos pueblos.

Sin embargo, adelantó que una reforma migratoria integral, creada con la intención de garantizar que el flujo de personas sea seguro, legal y ordenado, todavía es un tema "de largo plazo".

El gobernante estadunidense descartó "cálculos políticos" en esa materia y sostuvo que su intención es permitir a millones de personas en Estados Unidos "salir de las sombras" y que sus hijos y nietos puedan contribuir sin temor a la prosperidad del país.

Abundó que la reforma migratoria podría estar lista como documento hacia finales del año, a merced del cabildeo entre demócratas y republicanos que realiza la secretaria de Seguridad Interna, Janet Napolitano.

El presidente Obama se refirió también a su ambiciosa reforma en materia de salud, porque el esquema existente es ya insostenible, pues la inflación que ha sufrido amenaza con dejar sin servicio a millones de personas.

Aunque admitió que habría costos políticos, afirmó que la reforma se llevará a cabo porque los estadunidenses preferirán tener servicios de salud que no tenerlos.

Aprovechó la ocasión para recordar el esfuerzo de México en la contingencia por el virus de influenza A(H1N1), al señalar que se actuó con oportunidad y transparencia, y llamó a tomar el ejemplo para enfrentar una situación de emergencia como esa.

Sobre el mismo tema, sostuvo que tanto su gobierno, como los de México y Canadá, continuarán su colaboración tal como lo hicieron en la crisis de primavera, ante un posible rebrote del virus.

En el tema económico, aseguró que en la Unión Americana está pendiente una reforma profunda del sistema financiero, para evitar la especulación que llevó a la crisis de este año.

Coincidió con Calderón y el premier canadiense Stephen Harper en que se deben reformar organismos como el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM), y confió en que la próxima reunión del Grupo de los 20 (G-20), en Pittsburgh, ayude a resolver en parte la crisis.

En todo caso, el presidente Barack Obama consideró que la región norteamericana debe de jugar un papel muy importante en la recuperación de la economía mundial, enfocada sobre todo al bienestar de la ciudadanía.

El tema ambiental también fue parte de la agenda y el mandatario de Estados Unidos aprovechó para hacer un reconocimiento "al liderazgo del presidente Felipe Calderón por su fuerte compromiso en la materia".

La iniciativa del Fondo Verde presentada por México, opinó, es un ejemplo a seguir para cuando se discuta el tema ambiental en Copenhague, Dinamarca, en diciembre.

agp