A un mes de extraviarse, hallan a perrita en barranco deshidratada y débil

A un mes de extraviarse, hallan a perrita en barranco deshidratada y débil
Por:

A casi un mes de su desaparición, una perrita de la raza Labrador, de 13 años de edad conocida como La Güera, fue rescatada en un barranco del Cerro de la Estrella, donde cayó y ya no se pudo levantar debido a una severa deshidratación que presentaba.

Ayer un joven de nombre Israel iba pasando por la zona del Mueso Fuego Nuevo, cuando escuchó un chillido de un can que provenía de una zanga. Al asomarse se dio cuenta que había una canina que tenía puesto un suéter cuadros que no se movía.

Para realizar el rescate el hombre pidió ayuda a través de redes sociales a la asociación, Mundo Patitas, que a su vez, dio aviso a la Brigada de Vigilancia Animal (BVA) de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), cuyos agentes en coordinación con Israel llevaron a cabo el rescate de la perrita.

[caption id="attachment_1092804" align="aligncenter" width="604"] Foto: Especial[/caption]

En entrevista con La Razón, Carmelo Hernández Salazar, coordinador de la BVA, aseguró que el reporte de la emergencia lo recibió alrededor de las siete de la noche, e indicó que para salvaguardar a la canina no fue necesario utilizar ninguna técnica de rapel ni de camilla, ya que dijo que la altura del barranco no era profunda, y que la cachorra solo tenía una fuerte deshidratación y lesiones físicas.

Mientras que los brigadistas resguardaban a la perra, la publicación sobre el hallazgo de la canina se viralizó en redes sociales, misma que vio América, residente de una unidad habitacional de la colonia Santuario Iztapalapa, quien la identificó como la mascota del conjunto habitacional donde vive, a quien conocen como La Güera, y que desapareció el 31 de diciembre pasado.

Por ello, la residente se trasladó hasta aquel lugar, y reconoció a la perrita, quien está al cuidado de ella y de otro grupo de vecinos quienes la alimentan, la vacunan y la bañan desde hace más de 13 años que llegó a vivir a las unidades que son conocidas como “Las Ecológicas”, que están a un kilómetro de donde fue hallada La Güera.

Después la perra fue trasladada en una unidad de la Brigada a un hospital donde permanece con suero, debido a la fuerte deshidratación que presenta.

“El veterinario dice que está bien, pero que necesita estar en observación. Ahorita nos vamos a hacer cargo de los gastos nosotros (vecinos), porque pedimos ayuda en redes y solo recibimos insultos”, dijo la residente a este diario.

La mujer detalló que reconoció a La Güera, por el suéter a cuadros, pues ella fue quien se lo puso el 31 de diciembre pasado, porque hacia frio, fecha en que desapareció, y respecto a su ausencia señaló que tal vez su escape se debió a que ese día algunos vecinos tronaban cohetes, lo que la alteraba mucho, y en ocasiones la metían a los departamentos, por el miedo que le provocan.

lps