Que "siempre no", dijo la adoptante

Perrito queda "vestido, alborotado, bañadito y perfumado" en el día de su adopción

Un perrito llamado Eugenio iba a ser adoptado ayer miércoles, sin embargo su futura dueña se arrepintió; albergue llamó a respetar a quienes buscan ayudar a los animales

Perrito
El perrito Eugenio fue bañado y perfumado para encontrarse con su nueva familia, pero esto no ocurrió.Foto: Especial
Por:
  • La Razón Online

Un refugio protector de animales en Tamaulipas denunció en redes sociales que una mujer dejó plantado ayer a un perrito que iba a adoptar y que lleva por nombre Eugenio. Tras el desaire al lomito, este continúa viviendo en el albergue en busca de un nuevo hogar.

La asociación protectora de animales, Melody Patitas en Tampico, Tamaulipas, describió que Eugenio fue bañado y perfumado para recibir a su nueva dueña, situación que no ocurrió. Agregó que desde el 26 de septiembre, se realizó una campaña para que el peludito encontrara un hogar y fue una mujer quien se mostró entusiasmada por adoptarlo.

“La citamos en el albergue, la atendimos, ese día le dedicamos a la señora, hora y media de tiempo, posteriormente nos proporcionó su domicilio, y fuimos a ubicarlo”, señaló la asociación en una publicación de Facebook.

Melody Patitas agregó que durante la entrevista con la posible adoptante, invirtieron tiempo y dinero, a su vez, se acordó una fecha para la adopción, para que ese día, minutos antes de la entrega de Eugenio, la mujer se arrepintiera.

De acuerdo con la versión de Alondra “N”, la mujer que iba a adoptar a Eugenio, su madre no le dio permiso para quedarse con el perro de raza mestiza por lo que al final “siempre no” se llevó a cabo la adopción.

“Tuvo 10 días para decir que la adopción no sería posible, así que el pobre Eugenio se quedó vestido y alborotado, bañadito y perfumado”, mencionó Melody Patitas.

La asociación llamó a que las personas sean responsables, ya que para el proceso de adopción se requiere tiempo y esfuerzo, a su vez de que no hay apoyo económico para quienes realizan la labor de rescate y cuidado de animales. “No espero que me entiendan, sólo espero que sean más responsables con respecto a la adopción de una mascota, y sólo espero que la señora Alondra, no me vuelva a hacer perder mi valioso tiempo”, finalizó Melody Patitas.

KEFS