Lunes 28.09.2020 - 11:10

Critica prácticas en Poder Judicial

“Tráfico de influencias, norma y hábito en selección de jueces”: Julio Scherer

El consejero Jurídico de la Presidencia critica que juzgadores se conviertan en mercaderes y muchos no estén calificados para el cargo; se ha hecho norma la mezcla de corrupción y nepotismo, dice

Julio Scherer Ibarra, perfilado por AMLO como consejero jurídico de la Presidencia
El Consejero Jurídico de la Presidencia, Julio Scherer, en una imagen de archivoFoto: Cuartoscuro
Por:

El Gobierno mexicano tiene como pendiente la consolidación del Estado de Derecho y para cumplir con este anhelo resulta fundamental el proceso de selección de jueces, manifestó el consejero Jurídico de la Presidencia de la República, Julio Scherer.

Durante su participación en el Foro “Desafíos de la Justicia Mexicana”, organizado por el Senado, Scherer Ibarra dijo que “por lo que respecta del proceso de selección de juzgadores, cuando se mezcla con corrupción, se traduce en nepotismo y tráfico de influencia, actualmente como norma y hábito”

Agregó que, como servidores públicos, es inaceptable la incorporación de familiares, amigos, como la regla que impera en la integración del Poder Judicial, cuando el único principio que debería privar es el mérito personal. 

“Hoy vemos jueces que terminan convirtiéndose en mercaderes, muchos de ellos mínimamente calificados. No dirigen su energía a tareas distintas al abuso de poder, la mediocridad burocrática y la concesión de impunidades” señaló Julio Scherer.

El Gobierno mexicano tiene como pendiente la consolidación del Estado de derecho y para cumplir con este anhelo resulta fundamental el proceso de selección de jueces

Julio Scherer, Consejero Jurídico de Presidencia

Por su parte, el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, dijo que los coordinadores parlamentarios acordaron que la iniciativa que presentó para la reforma al PJ será discutida de forma independiente al resto de las propuestas presentadas por los legisladores.

“La reforma que planteamos pondrá la justicia federal al alcance de todas las personas, elevará la calidad de las sentencias y permitirá que la doctrina constitucional y en materia de derechos humanos permee de mejor manera a la labor de todos los operadores jurídicos”, aseguró.

Al detallar la iniciativa que presentó al Ejecutivo, explicó que esa instancia debe resolver menos asuntos y sólo participar en casos en que sea necesario establecer pautas de interpretación para el resto de los juzgadores. La carrera judicial será reglamentada por primera ocasión y todos los cargos jurisdiccionales serán obtenidos por concurso. Se transformará el Instituto de la Judicatura Federal en la Escuela Judicial, que será encargada de llevar a cabo los concursos y de impartir una formación sólida y de vanguardia a los aspirantes a jueces.

En su turno, la secretaría de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, advirtió que “uno de los activos más importantes de la justicia, es la confianza ciudadana. Por ello es necesario y urgente que las instituciones de justicia recuperen esa confianza de la ciudadanía”, y se pronunció por establecer una justicia accesible para todos, que no se quede únicamente en las narrativas oficiales, sino que se haga realidad en todas las acciones de Gobierno.

En su oportunidad, el presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) del Senado, Ricardo Monreal, dijo que la reforma al PJ no se trata de maquillar o disfrazar la realidad, sino que “será profunda y radical; es hora de hacer frente a una de las principales demandas sociales, el acceso a la justicia para todas las personas”. Advirtió que la justicia en México vive desde hace décadas un cáncer terminal, el cual se originó por la corrupción, el nepotismo y la impunidad.

jmg