Reforma a Ley de Seguridad Nacional

Senado: Agentes extranjeros en el país compartirán información con SRE y SSPC

Legisladores aprobaron la iniciativa con 72 votos a favor y 14 votos en contra; funcionarios nacionales que interactúen con ellos estarán obligados a rendir informes

cuartoscuro_769783_digital
Cámara de SenadoresFoto: Cuartoscuro
Por:
  • Jorge Chaparro

El Senado de la República aprobó en lo general y en lo particular la reforma a la Ley de Seguridad Nacional para regular la participación de los agentes extranjeros en México, con 72 votos a favor y 14 votos en contra.

La reforma, que presentó el presidente Andrés Manuel López Obrador, obligará a que los agentes de gobiernos extranjeros a compartir toda la información que obtengan en México con la Secretaría de Relaciones Exteriores y con la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC).

Establece que los funcionarios nacionales, sean estatales o municipales, que interactúen con ellos también estarán obligados a rendir informes, tres días después de la reunión, además, deberán estar acompañados por un agente mexicano.

Los agentes extranjeros podrán internarse temporalmente en México, pero deberán obtener un permiso temporal de la Secretaría de Relaciones Exteriores, que consultará con las SSPC, Defensa Nacional y Marina, y deberá aplicar el principio de reciprocidad bilateral.

Mediante la reforma se creará un Grupo de Coordinación Operativa que supervisará la ejecución de los convenios de colaboración internacional en materia de seguridad suscritos por el Estado mexicano con agencias extranjeras.

La ley señala que “es posible autorizar la estancia temporal en territorio nacional de agentes representantes de entidades de gobiernos extranjeros que, en su país, tienen funciones policiales, de inspección o de supervisión de las leyes”.

Los senadores reconocieron que es necesario reforzar la ley de Seguridad Nacional, dadas las condiciones actuales.

Por ello aprobaron que las embajadas y representaciones internacionales en México estarán obligadas a informar al gobierno cuando tengan conocimiento de algún hecho que pueda poner en riesgo la Seguridad Nacional.

Los agentes extranjeros podrán reunirse con servidores de los tres poderes de la Unión, de organismos autónomos, con funcionarios de los Estados, pero los mexicanos deberán apegarse a los principios de la Ley de Seguridad Nacional o podrían enfrentar responsabilidades administrativas e incluso penales.

Los agentes extranjeros que reciban permiso de internación no tendrán facultades para aplicar las leyes de su país en el territorio nacional, ni tampoco asumir las funciones reservadas para las autoridades mexicanas.

Es decir, los agentes podrán llevar a cabo sus investigaciones, pero no tendrán ninguna inmunidad contra delitos o faltas administrativas en los que pudieran incurrir.

Fue enviada a la Cámara de Diputados para concluir el trámite legislativo.