Sábado 28.11.2020 - 07:51

Mantienen las escuelas abiertas

Francia, a reconfinamiento, Alemania cierra actividades

En países europeos toman decisiones drásticas por el rebrote de Covid-19; Merkel anuncia cierres de bares, restaurantes, cines y otras actividades durante un mes, con la finalidad de controlar la expansión del virus

alemania
Pasajeros con cubrebocas entran al metro en Fráncfort, Alemania, el 28 de octubre.Foto: AP .
Por:

Alemania anunció ayer planes para cerrar grandes sectores de la vida pública durante un mes, mientras que Francia endureció aún más los controles, a medida que el Covid-19 aumenta en Europa.

La canciller alemana, Angela Merkel, dialogó con los líderes estatales a través de una videoconferencia y acordó un confinamiento parcial, que provocará el cierre de bares, restaurantes, cines, instalaciones deportivas y ferias comerciales del 2 al 30 de noviembre.

“Noviembre será un mes de la verdad. El creciente número de infecciones nos está obligando a tomar duras contramedidas para romper la segunda ola”, dijo el ministro de Finanzas, Olaf Scholz, en Twitter después de la reunión.

Las personas deben reducir los contactos fuera de su hogar al “mínimo necesario” y se intensificarán las medidas policiales para hacer cumplir las reglas.

Sin embargo, las escuelas y muchas empresas seguirán funcionando y las tiendas podrán permanecer abiertas con la condición de que establezcan límites estrictos de distanciamiento social.

En Francia, que ha visto más de 50 mil nuevos casos al día, el presidente Emmanuel Macron anunció la vuelta de un confinamiento nacional a partir de esta semana para contener la pandemia que nuevamente amenaza con salirse de control.

“El virus está circulando a una velocidad que ni siquiera los pronósticos más pesimistas habían anticipado”, sostuvo.

“Como todos nuestros vecinos, estamos sumergidos por la repentina aceleración del virus.

“Estamos todos en la misma posición: invadidos por una segunda ola que sabemos que será más dura, más mortal que la primera”, destacó Macron.

A principios de este mes, Macron anunció un toque de queda nocturno en París y otras grandes ciudades, pero funcionarios reconocieron esta semana que la medida había resultado insuficiente para reducir las tasas de infección, lo que requería una respuesta más drástica.

Gráfico

Las medidas en Alemania y Francia serían menos severas que el confinamiento casi total impuesto al comienzo de la crisis en marzo y abril.

El domingo pasado, España emitió un estado de alerta, que podría prolongarse hasta mayo, que tiene que ver con cierre de establecimientos y límites de la movilidad, que variarían de acuerdo con cada región.

En tanto, en Italia se anunció el cierre de bares, restaurantes y otros lugares no esenciales, lo que ha desencadenado protestas y choques de manifestantes contra policías.

Pero, a pesar de las promesas del gobierno de ayudar a las empresas afectadas por las nuevas medidas, es probable que el costo económico sea elevado.

Los mercados bursátiles europeos alcanzaron sus niveles más bajos desde junio, mientras que el euro cayó frente al dólar y el índice de volatilidad Cboe, conocido como el “indicador del miedo” de Wall Street, subió a su nivel más alto en casi dos meses.

Gráfico

Aunque los líderes han intentado evitar el duro costo de los confinamientos, las nuevas medidas reflejan la creciente alarma por el desatado ritmo de la pandemia en España, Francia, Alemania, Rusia, Polonia y Bulgaria.

“Si esperamos hasta que las unidades de cuidado intensivo estén llenas será demasiado tarde”, dijo el ministro alemán de Salud, Jens Spahn, cuyo país ya está admitiendo pacientes de Países Bajos, donde los hospitales han superado sus límites.

La viceprimera ministra rusa, Tatiana Golikova, dijo ayer que las camas de hospitales estaban al 90 por ciento de su capacidad en 16 regiones del país, mientras que funcionarios advirtieron que incluso sistemas de salud bien equipados, como los de Francia y Suiza, podrían colapsar en unos días.

Las últimas cifras de la Organización Mundial de la Salud mostraron el martes que Europa reportó 1.3 millones de casos nuevos en los últimos siete días, casi la mitad de los 2.9 millones registrados a nivel mundial, con más de 11 mil 700 muertes, un salto del 37 por ciento frente a la semana previa.

En el mundo se confirmaron más de 2 millones de nuevos casos de coronavirus en la última semana.

ntb