Tipo de cambio

Paridad peso-dólar, con apreciación más alta en casi 30 años

Gana 13.3%, a dos jornadas de concluir el año; hila ayer tres sesiones debajo de 17 pesos; cierra en 16.91; tipo de cambio afecta remesas, venta de crudo y turismo; reservas internacionales, en máximos

Peso se aprecia 13.3% en 2023, un avance histórico frente al dólar
Peso se aprecia 13.3% en 2023, un avance histórico frente al dólarForo: Especial
Por:
  • Fernando Franco

El 2023 fue un buen año para el peso y la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), en un entorno económico de persistente inflación y altas tasas de interés.

A sólo dos jornadas de que concluya el año, al 27 de diciembre, la moneda nacional se aprecia 13.3 por ciento frente al dólar, equivalente a un avance de 2.6 pesos, según datos del Banco de México (Banxico), con lo cual sumará dos años consecutivos de ganancias.

“El peso mostró la mayor apreciación anual desde que cotiza en régimen de libre flotación, desde 1994”, señaló Gabriela Siller, economista en jefe de Banco Base, en un análisis.

Ayer, el tipo de cambio concluyó en 16.9195 unidades por dólar, con lo cual hiló tres sesiones por debajo de los 17 pesos y cuatro jornadas de ganancias.

El cierre de ayer fue el mejor desde el 30 de agosto y está muy cerca del mínimo del año, el cual se alcanzó el 28 de julio (16.6726). Desde ese punto, el peso llegó a ganar 14.54 por ciento.

Con este resultado, la moneda fue la segunda más apreciada en la canasta amplia de principales cruces del dólar, sólo debajo del peso colombiano, que se apreció 21.27 por ciento en el año.

La divisa mexicana se ha visto favorecida por el diferencial de tasas entre México y Estados Unidos (11.25 por ciento frente a 5.25-5.50 por ciento), así como la mayor entrada de divisas vía remesas, exportaciones e inversión extranjera, y por las expectativas favorables ligadas a la relocalización de cadenas globales, el llamado nearshoring.

Gráfico
Gráfico

Al peso también le ayudó que, en el sexenio, no se materializaron los riesgos de eliminar la autonomía del Banco de México o de perder el grado de inversión de la calificación crediticia de la deuda soberana, acotó Siller.

Al respecto, el Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero, integrado por Banco de México y la Secretaría de Hacienda, destacó que la divisa mexicana continuó mostrando fortaleza bajo condiciones de operación ordenadas, acumulando una apreciación desde su última sesión, con lo que este año se coloca como la segunda divisa con mejor desempeño del bloque emergente.

El lado negativo. La apreciación que registró la moneda azteca tuvo repercusiones en rubros como remesas, exportaciones, recaudación de impuestos y turismo. Las primeras, por ejemplo, acumularon 12 meses a la baja cuando se mide el poder adquisitivo de los recursos que envían los connacionales a sus familias.

En tanto, las exportaciones petroleras se han visto afectadas por el llamado peso fortachón, al igual que la recaudación del IVA en materia comercial, según la Secretaría de Hacienda. A la par, diversos ejecutivos señalaron al instituto central repercusiones en materia turística por esta apreciación, según el “Reporte sobre las economías regionales”, en el cual entrevista a diversos directivos.

Héctor Magaña, profesor del Tecnológico de Monterrey, recordó que no hay un objetivo para el tipo de cambio, ya que México está en un régimen flexible.

“Pero, dado los fundamentos y el comportamiento que ha tenido el tipo de cambio históricamente y cuando las exportaciones logran tener un auge y, con ello, mejorar el nivel de comercio exterior de nuestro país, el dólar ha rondado en 19-20 pesos; entonces, me parece que por ese nivel debería estar para que los beneficios pudieran superar a los factores que juegan en contra”, expuso el especialista.

Analistas estiman que la moneda mexicana se va a depreciar ligeramente en 2024, en medio del proceso electoral que se vivirá en ese año. La Encuesta Citibanamex de Expectativas lo estima en 18.65 pesos.

Lo anterior, en un entorno esperado de tasas a la baja y la celebración de comicios en varias partes del mundo, entre ellas México, procesos durante los cuales es común una depreciación de la moneda local, de acuerdo con la firma estratega de inversión Ki Capital.

Por su parte, el principal indicador de la Bolsa Mexicana de Valores, el IPC, acumuló un avance de 18.77 por ciento al 27 de diciembre, luego de que superó las 57 mil unidades, un nivel récord. Con ello, el principal mercado accionario del país se recuperó del retroceso que registró un año antes, el cual fue de nueve por ciento. Se espera que 2024 sea también positivo, ante la baja en tasas prevista.

Otro máximo en las reservas internacionales

Las reservas internacionales de México siguen en ascenso. Al 22 de diciembre ascendieron a 211 mil 509 millones de dólares, con lo cual hilaron seis máximos en registro de forma consecutiva.

En lo que va del año, esta especie de blindaje financiero del país sumó 12 mil 415 millones de dólares. Tan sólo en la última semana aumentó en 612 millones, informó Banxico.

La cifra total representa 3.6 veces las remesas que recibió el país en 2022 (58 mil 510 millones de dólares), 5.8 veces la Inversión Extranjera Directa (36 mil 395 millones de dólares) y 5.8 veces las exportaciones petroleras (31 mil 625 millones de dólares).

“Las reservas internacionales funcionan como un seguro para afrontar contingencias generadas, principalmente por desequilibrios macroeconómicos y financieros, ya sean de origen interno o externo. Son activos bajo el control de las autoridades monetarias que están denominados en divisa extranjera y que están disponibles de manera inmediata”, explicó el Banco de México. Se espera que éstas sigan en ascenso a lo largo del 2024.

Con información de Alina Archundia