TLCUEM y TPP, necesarios pese a industrias afectadas, afirman analistas

Caerán exportaciones y compras mexicanas hasta 20%: Comce
Por:
  • Berenice Luna

La ratificación del Tratado Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP) por parte del Senado de la República y la firma de la modernización del Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea (TLCUEM), dan una señal positiva de apertura comercial y de confianza a los inversionistas; sin embargo, algunas industrias no se verán tan beneficiadas como sucede en este tipo de acuerdos, coincidieron en señalar los analistas.

Tal es el caso de las industrias textil, del vestido y calzado que se pronunciaron en contra de que se aprobara el CPTPP, sin antes realizar un estudio minucioso para ver el verdadero impacto que el acuerdo tendría en las cadenas productivas.

El economista e investigador del Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE), Raúl Feliz, sostuvo que el hecho de que se obtuvieran avances positivos en ambos acuerdos, es bueno para el país; no obstante, siempre existirán cosas negativas para algunas industrias, y eso es algo que no se puede evitar.

El dato:

753

Productos se comercializarán a partir del TLCUEM

“Es positivo, pero desafortunadamente siempre habrá en un tratado de Libre Comercio, y además ampliado en el caso del europeo, y con nuevos países en el caso del TPP, siempre habrán ganadores y perdedores. Es la naturaleza de un acuerdo comercial”, explicó.

En este sentido, Leticia Armenta, profesora investigadora del Tecnológico de Monterrey, explicó que se debe segmentar el impacto que tiene la aprobación del acuerdo en dichas industrias, toda vez que no se puede hablar de una afectación a la economía de todas las cadenas.

Añadió que en el caso de los sectores que se han pronunciado como afectados, como el textil, se debe a que sus competidores, como las naciones asiáticas (Vietnam y Malasia, principalmente) tienen una alta competitividad en términos de innovación tecnológica, con la que la industria local podría competir muy poco.

Sólo el CPTPP abre a México la posibilidad de que al menos 753 productos agrícolas e industriales comiencen a penetrar nuevos mercados o bien, vean incrementados sus niveles de exportación; sin embargo, existen otros productos provenientes, esencialmente de Asia, que también podrían ingresar a México con prácticas desleales, advirtieron hace unos días los industriales. Por lo anterior, se señaló en la discusión de ratificación que en el tema  de la lista de escaso abasto, que se analizaría más a fondo, ya que permite a los miembros usar insumos de terceros países (China), para producir artículos confeccionados sin arancel.

“Existen naciones que tienen alta competitividad en productos que disputan directamente con los mexicanos, y que no están en el mismo nivel, debido a que en México no se han modernizado; mientras que en algunos países del Pacifico han avanzado en temas de fibras, generando ventajas, empezando desde los materiales”, mencionó Armenta.

Un estudio del Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP) de la Cámara de Diputados, también señala que será un reto para la industria automotriz mexicana, debido a que también los países asiáticos producen a bajo costo y con menores niveles salariales, algunas autopartes que proveen a las empresas automotrices japonesas o chinas y, que a su vez, éstas han ingresado fuertemente al mercado estadounidense.

Por ello, Feliz comentó que en suma con lo anterior, la salida de Estados Unidos del Acuerdo Transpacífico, debe servirle a México para pensar en Japón o Australia, como nuevos mercados a los cuales aspirar.

En cuanto al TLCUEM, lo que se discutía era el tema de la denominación de origen de algunos productos, con el mismo nombre que los europeos; situación que se pudo solucionar de manera general. Pero incluso con una posición de libre apertura, como el que tiene México actualmente, aún existen retos que deberá enfrentar México, ya que la economía sigue anclada a la de Estados Unidos.