La disputa por la prohibición del uso de bolsas de plástico

El problema jurídico-laboral por el Covid-19
Por:

El 1 de enero del presente año entró en vigor la Reforma a la Ley de Residuos Sólidos del Distrito Federal (hoy CDMX), que prohíbe la comercialización, distribución y entrega al consumidor de bolsas de plástico en los puntos de venta de bienes o productos en la CDMX; sin duda son disposiciones vanguardistas, pero que han generado molestias entre los comercios y consumidores, así como grandes pérdidas para los fabricantes de bolsas de plástico.

La cuestión radica en el daño que generan a la naturaleza. Una bolsa de plástico tarda en promedio cien años en degradarse mientras que su vida útil promedio es de 15 minutos; se calcula que al año se fabrican 500 billones de bolsas y la mitad de ellas sólo se utilizan en una sola ocasión, por eso su mala fama, todo lo referente al plástico es sinónimo de superficial y desechable; sin embargo, tiene un alto costo para la naturaleza; cada año más países que están prohibiendo el uso de diferentes utensilios de plástico que tengan un único uso, como lo son las bolsas.

Sin duda, toda modificación significa un cambio de paradigmas y esto puede costar mucho trabajo, adaptarse a la nueva realidad y llegar a aprovechar las nuevas disposiciones y sus bondades, pero mientras eso sucede más de 15 fabricantes de bolsas han interpuesto diversos amparos contra las nuevas disposiciones.

Los principales argumentos en los amparos han sido: el trato discriminatorio al preferir el uso de otro tipo de bolsas; la violación a la libertad de trabajo consagrada en el Artículo Quinto de la Constitución, así como la violación al Artículo 26 Constitucional en cuanto que se atenta contra la libertad económica y la desalienta; se ataca a la ley por emplear tecnicismos que generan dudas y confusión, como son las palabras “biodegradable”, “compostable”, “microplástico”; algunos argumentos están fundados y otros totalmente absurdos e infundados.

La Ciudad de México no es la primera ni la única que ha prohibido el uso de las bolsas de plástico, en 17 estados de la República Mexicana ya cuentan con regulaciones en la materia, e internacionalmente hay países que incluso han prohibido totalmente su uso como son Chile, Francia, India y China y varios más, quedando a la espera de que lo haga Estados Unidos.

Hasta el momento, ningún juez ha concedido la suspensión de las disposiciones y es muy poco probable que alguno se atreva, sería muy criticable dar un paso hacia atrás en materia ecológica, por el contrario, debemos prepararnos porque a partir del 1 de enero de 2021 entrarán en vigor las disposiciones que también prohíben el uso de los demás utensilios de plástico de un solo uso, como son tenedores, cuchillos, cucharas, platos, vasos, etc. Así como llegó la revolución del plástico hoy estamos en la contra-revolución, sin duda para intentar tener un mundo más limpio.