Avatar del Arturo Damm Arnal

Arturo Damm Arnal

De los salarios

PESOS Y CONTRAPESOS

Arturo Damm Arnal
Arturo Damm ArnalLa Razón de México
Por:
  • Arturo Damm Arnal

La Comisión Nacional de los Salarios Mínimos, con el voto a favor del gobierno y de los trabajadores, y en contra de los patrones, impuso un aumento del 15 por ciento al salario mínimo para el 2021. En noviembre la recuperación de empleos perdió fuerza.

¿Es correcto, en medio de una recesión que ha ocasionado importantes pérdidas de empleos en el sector formal de la economía, imponer un aumento al salario mínimo del 15 por ciento?

Relacionado con la anterior, ¿qué efecto puede tener ese aumento en el empleo formal de la economía y, también, en el informal?

Ese aumento, ¿puede ocasionar un repunte en la inflación?

Entre enero y febrero se crearon, en el sector formal de la economía, según los registros del IMSS, 192 mil 094 puestos de trabajo. De marzo a julio se perdieron 1 millón 117 mil 584. Entre agosto y noviembre se recuperaron 555 mil 600, el 49.7 por ciento de los que se perdieron de marzo a julio, recuperación que en noviembre perdió fuerza.

En agosto se crearon 92 mil 390 nuevos empleos en el sector formal de la economía. En septiembre 113 mil 850, lo cual dio como resultado un aumento del 23.2 por ciento. En octubre se crearon 200 mil 641 nuevos empleos, lo cual resultó en un incremento del 76.2 por ciento. En noviembre se crearon, en el sector formal de la economía, 148 mil 719 nuevos empleos, 25.9 por ciento menos que en octubre. Después de tres meses consecutivos (agosto, septiembre y octubre) de aumento cada vez mayor en la creación de empleos formales en noviembre se crearon menos que en octubre.

Hay que tener en cuenta que una cosa es recuperar los empleos que se perdieron en el sector formal de la economía y otra crear los nuevos empleos que se necesitan para darle trabajo a quienes, por primera vez, se incorporan al mercado laboral ofreciendo su trabajo a cambio de un salario. Lo primero se ha logrado a medias: se ha recuperado el 49.7 por ciento de los trabajos perdidos. Lo segundo sigue pendiente.

¿Cuántos de los empleos que no se generaron en el sector formal se crearon en el informal? ¿Cuántas personas, que necesitan trabajar, convencidas de que no lo encontrarán, dejaron de buscar trabajo?

En materia de empleo formal, a noviembre, éste es el corte: empleos creados, 747 mil 694; perdidos, 1 millón 117 mil 584; saldo, menos 369,890.

En estos momentos, en materia de empleo, los retos son: (I) si se tiene, mantenerlo; (II) si se perdió, recuperarlo; (III) si se busca por primera vez, encontrarlo.

En estos momentos, en materia de empleo, el reto no es el aumento en las remuneraciones.

En estos momentos, insistir en el aumento en las remuneraciones, comenzando por el aumento del 15 por ciento en el salario mínimo, va en contra de mantener, recuperar o encontrar empleo. Es un error.

Continuará.

(Primera de cuatro partes)