Central de Abasto

Central de Abasto, lista para vendimia por Semana Santa

Desde las dos de la mañana cientos de personas salen de sus casas rumbo a la Nueva Viga para poder comenzar la venta de pescados y mariscos previo a la Cuaresma

4col FotO_CEDA
Locatarios de la Nueva Viga, en la Ceda, venden pescados y mariscos previo a la Cuaresma, ayer.Foto: Eduardo Cabrera, La Razón
Por:
  • Eduardo Cabrera

Desde las dos de la mañana don Jorge, el señor Andrés, Valeria, Sofía y cientos de ayudantes salen de sus casas en Chalco, Texcoco, Nezahualcóyotl, Ixtapaluca y diferentes puntos del Valle de México con rumbo a la Nueva Viga, ubicada en la Central de Abasto (Ceda), en Iztapalapa, para poder comenzar la venta de pescados y mariscos previo a la Cuaresma.

Entre fuertes olores a pescado, cadáveres de animales marinos, con el piso mojado debido al hielo derretido que se usa para conservar fresco el producto, gritos y ofertas, los capitalinos asisten a este gran inmueble para poder abastecerse alimentos esenciales en la dieta mexicana de Semana Santa.

Sofía atiende junto a su pareja y varios ayudantes un puesto de mojarras, camarones y pulpo. “La verdad la venta está baja, esperamos que este fin se levante, yo creo que el domingo va a haber mucha gente, ya es fin de semana y casi quincena y vacaciones, entonces sí esperamos que haya buena venta”, comenta mientras hace sus respectivas ventas.

El periodo vacacional de Semana Santa 2020 fue difícil para los comerciantes, ya que para esas fechas la Ciudad de México se encontraba en semáforo color rojo de riesgo epidemiológico.

“El año pasado estuvo duro, aquí vino mucha gente, pero no tenían control y todo se salió de las manos”, cuenta Don Jorge mientras preparaba su producto para mostrarlo a la venta. El problema, agrega, es que la gente prefiere comprar sus productos un fin de semana, cuando saben que habrá mucha gente, a comprarlos un martes o un lunes, que son los días tranquilos y sin tanta afluencia.

El señor Andrés llega a las dos de la mañana a la Central de Abasto listo para empezar a descargar, junto al Chaparrito y otros dos ayudantes, toda la mercancía que tiene en su camión refrigerado, “esperamos que se ponga buena la venta, ha estado un poco floja y más con la pandemia, pero se viene esta fecha que pues es muy importante para nosotros y esperamos que nos aliviane un poco”.

Camarón desde 100 y hasta 160 pesos el kilo, mojarras desde 60 pesos, salmón, atún estilo marlín, pulpo, ostiones y empanadas, todo se encuentra en este lugar, considerado el centro de suministro de alimentos más grande del mundo.

  • El dato: La Central de Abasto (Ceda) de la Ciudad de México es considerada como el centro de suministro de alimentos más grande del mundo.