Caso LeBarón

FGR detiene a dos presuntos responsables de la masacre de Bavispe

Fueron arrestados Wilbert “N” y Tomás “N” en el estado de Chihuahua; ambos serán trasladados al penal del Altiplano, en Almoloya, Estado de México.

cuartoscuro_730271_digital
El activista aseguró que la persona arrestada fue quien habría dado la orden de quemar la camioneta donde se encontraban sus familiares.Cuartoscuro/Nacho Ruiz
Por:

La Fiscalía General de la República (FGR) logró la aprehensión de dos presuntos responsables del multihomicidio en contra de la familia LeBarón.

El activista Adrián LeBarón dijo a la Razón que estos sujetos aparecen en un video en que se ve la camioneta de su prima Ronita y sus niños y son ellos los que dan la orden de “quemarlos”.

Agregó que estos presuntos criminales son señalados como autores materiales, pero fueron cerca de 100 quienes participaron en el atentado que costó la vida a nueve integrantes de la familia LeBarón, en noviembre de 2019, en el municipio de Bavispe, Sonora.

“Sólo sé que hay un video que ellos mismos tomaron, los sicarios que asesinaron y quemaron la camioneta de mi prima Ronita y los niños, y los que detuvieron son los que dan la instrucción en el video de quemar el vehículo. Ellos al parecer los están acusando de ser los autores materiales del crimen, unos porque había más de 100, fueron más de tres mil 500 disparos", dijo.

La FGR informó que la detención de Wilbert “N” se realizó en un domicilio de la colonia la Esperanza en Nuevo Casas Grandes, Chihuahua; mientras que a Tomás “N” lo detuvieron en el interior de un restaurante de la misma ciudad. Ambos serán trasladados al penal del Altiplano, en Almoloya, Estado de México.

Por la mañana, LeBarón publicó en Twitter que una de  las personas arrestada fue quien supuestamente dio la orden de quemar la camioneta donde se encontraban sus familiares.

Julián LeBarón insistió en que estas detenciones son relevantes, pero no representa justicia para su familia y el pueblo de México, “la única forma en que podemos decir que sí hay justicia es que nunca vuelva a ocurrir algo parecido”.

Criticó la impunidad que existe en los casos criminales y dijo que en casos como este no puede haber nada que sane esas heridas y tampoco hay un castigo ejemplar para los autores

“Yo creo que la única justicia a la que podemos aspirar es que no vuelva a ocurrir nunca. Pues en México ni siquiera existe la pena capital, entonces, pues yo no sé que pena habrá, ahora lo que toca es que estén encarcelados y que los mexicanos estén pagando para que ellos tengan lo que necesiten. Yo creo que el sistema que tenemos es un sistema fracasado y corrupto de esta idea de que el poder judicial, le da algo parecido a lo que interpreta la población, como algún tipo de justicia, es un fraude, nadie está de acuerdo con lo que se hace en el poder judicial”, aseveró Julián LeBarón.

En la detención de los presuntos criminales participaron además elementos de las Secretarías de la Defensa Nacional (Sedena), Marina Armada de México (Semar), Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) y de la Guardia Nacional (GN).

Wilbert "N" enfrentará cargos por los delitos de homicidio calificado, homicidio calificado en grado de tentativa, daños, delincuencia organizada con la finalidad de cometer delitos contra la salud. Mientras que Tomás "N" será acusado por delincuencia organizada.

Ambos cuentan con una orden de aprehensión girada por el Juez de Distrito Especializado en el Sistema Penal Acusatorio del Centro de Justicia Penal Federal en el Estado de México con sede en Almoloya de Juárez.

En 2020, la FGR detuvo 17 personas del grupo delincuencial “La Línea”, que están relacionados con la masacre de los nueve asesinatos en en Bavispe, Sonora, ocurrido en noviembre de 2019.

Uno de los detenidos fue Roberto González Montes, alias “El 32”, presunto jefe de plaza de “La Línea”, brazo armado del cártel de Juárez en Nuevo Casas Grandes, Chihuahua.

De acuerdo con las investigaciones, “El 32” dirigió a cuando menos 100 personas fuertemente armadas para apoderarse de la plaza de Agua Prieta, Sonora, que se encuentra en manos del cártel de Sinaloa.

En diciembre pasado, Adrián Lebarón señaló como responsable de la masacre a gente del narcotraficante Rafael Caro Quintero, ya que en octubre del año pasado un grupo de sicarios estuvo en Buenaventura, Chihuahua, para reunirse con otras asociaciones criminales.