Masacre en Tamaulipas

Tamaulipas investiga posible participación de funcionarios en muerte de migrantes

La secretaria de Gobernación declaró que se va a investigar si alguno de los funcionarios del Instituto Nacional de Migración tuvo que ver con la masacre

Calcinados Tamaulipas
El 22 de enero, se realizó un hallazgo de al menos 19 cuerpos y vehículos calcinados en el poblado de Santa Anita del municipio de CamargoCuartoscuro
Por:

Se está investigando si algún funcionario estuvo involucrado en la masacre de 19 personas en el estado Tamaulipas, luego de que se encontrara en la escena del crimen un camión presuntamente asegurado por autoridades migratorias antes de los asesinatos.

La Fiscalía de Tamaulipas ha logrado identificar a través de pruebas genéticas a dos guatemaltecos y dos mexicanos entre las 19 víctimas calcinadas, halladas en el poblado de Santa Anita del municipio de Camargo, 

"Vamos a ver si incluso hay una responsabilidad de algunos de los funcionarios o de los servidores públicos del mismo Instituto Nacional de Migración", declaró la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

Familias indígenas guatemaltecas han dicho que temen que seres queridos que intentaban emigrar a Estados Unidos se encuentren entre los muertos en Tamaulipas.

Un camión encontrado en la escena del crimen habría sido incautado por autoridades de migración en el vecino estado Nuevo León en diciembre, de acuerdo a reportes de medios locales.

El Instituto de Migración de Nuevo León no respondió a solicitudes de comentarios sobre la incautación del vehículo. La fiscalía de Nuevo León remitió a Reuters a la de Tamaulipas, que el sábado dijo que el camión había sido localizado en la escena de un "rescate" de 66 extranjeros por la policía local y autoridades de migración en diciembre.

La fiscalía estatal dijo el lunes que no podía confirmar la posterior incautación del camión por parte de la oficina de migración.

Sánchez Cordero dijo que el gobierno federal estaba al tanto del camión y del hecho de que podría haber estado en posesión de las autoridades de migración, pero dijo que el asunto seguía siendo investigado.

Los asesinatos han provocado una nueva consternación en México por los peligros a los que se enfrentan los migrantes, muchos de los cuales proceden de Guatemala, Honduras y El Salvador.