Domingo 29.11.2020 - 13:32

Conflicto por desfogue de la presa Peñitas

“Me da risa”, “cinismo profesional”: Bartlett y Adán chocan por Tabasco inundado

gobernador achaca a titular de la CFE negligencia criminal que afectó a 3 municipios; vamos a hablar en tribunales, advierte; funcionario federal señala que hay gente que quiere echar culpas de sus torpezas y desestima demanda por daños; el Presidente asegura que hubo buen manejo de hidroeléctrica y duerme tranquilo; alista envío de más apoyos

Tabasco
Elementos de la Marina, ayer, en la evacuación de afectados en Centla.Foto: Cuartoscuro
Por:

En medio de la emergencia en Tabasco, el director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett, y el gobernador del estado, Adán Augusto López, cruzaron acusaciones por la responsabilidad en el desfogue de la presa Peñitas, que provocó inundaciones en varios municipios de la entidad.

Bartlett acusó a López Hernández de “torpe” por echar la culpa a otras personas de su responsabilidad en las inundaciones, principalmente en los municipios de Centro, Nacajuca y Macuspana, e incluso se mofó de la presunta demanda que el mandatario tabasqueño anunció que interpondrá contra la CFE.

“Ninguna (responsabilidad de la CFE). Hay gente que anda buscando a quién le echa la culpa de sus torpezas, eso todo lo que voy a decir”, sostuvo el funcionario al salir de Palacio Nacional, donde se reunió por más de dos horas con el Presidente Andrés Manuel López Obrador, con los gobernadores de Chiapas, Rutilio Escandón, y el propio López Hernández, además de otros funcionarios, para implementar un plan integral con miras a evitar más inundaciones en el sureste.

Cuando se dirigía a su camioneta, uno de los reporteros lo cuestionó sobre las acciones penales anunciadas por el gobierno tabasqueño, en las que culpa a la Comisión de las inundaciones y solicita que se indemnice a los tabasqueños que resultaron damnificados y repare la infraestructura dañada o destruida.

(La CFE) no tiene ninguna responsabilidad. Hay gente que anda buscando a quién le echa la culpa de sus torpezas. Esa demanda me da risa

Manuel Bartlett, Director de la CFE

Como respuesta, el directivo indicó: “A mí esa demanda me da risa”.

En entrevista, indicó que el propio López Obrador ya explicó que hubo un momento donde cambiaron los pronósticos, pues el agua de las presas no la maneja solo la CFE, sino que hay una comisión de grandes presas que es la que define el manejo del agua, en la que participan la UNAM, Conagua y otras entidades.

La respuesta no tardó en llegar por parte del gobernador Adán Augusto López, quien, a través de sus redes sociales, reviró a Bartlett, acusándolo de cinismo.

“Vaya cinismo para esconder la irresponsabilidad de Manuel Bartlett y de los funcionarios de la CFE; primero Bartlett confiesa que cometieron un error de

cálculo en la operación de la presa Peñitas y por ello se inundaron Nacajuca, Xalpa y Cunduacán, que por si no lo sabe son de los 17 municipios de Tabasco”.

Con profesional cinismo, dice que ‘la demanda le da risa’; ya habrá oportunidad de hablar en los tribunales. Señor Bartlett, eso no se llama torpeza, se llama irresponsabilidad y negligencia criminal

Adán Augusto López, Gobernador de Tabasco

Y continuó: “Ahora, con profesional cinismo, dice que ‘la demanda le da risa’; ya habrá oportunidad de hablar en los tribunales. Seguro él no lo entiende, pero en este país el cambio es a profundidad; nosotros tenemos confianza en las autoridades judiciales, ya nadie podrá esgrimir el absurdo argumento de ‘la luna llena’, él y sus burócratas desfogaron la presa Peñitas a más de 1500 m3/seg. y con ello inundaron criminalmente la planicie tabasqueña”.

López Hernández remató su confrontación con el exsenador petista: “Señor Bartlett, eso no se llama torpeza, se llama irresponsabilidad y negligencia criminal. ‘A confesión de parte relevo de prueba’”.

Previamente, en entrevista en Palacio Nacional, el gobernador de Tabasco pidió a los reporteros ver la diferencia con lo sucedido en su entidad: “ahora llovió menos y se inundó más por el desfogue de las presas, se inundaron tres municipios: Nacajuca casi en su totalidad, Xalpa y Cunduacán.

“Si ya reconocieron que hubo un error de cálculo, le abrieron de más a la presa, y ésta dañó municipios afectando viviendas, plantaciones, infraestructura, pues tiene que reponerlo. No hay un monto, eso se definirá conforme avance el juicio porque tendrá que llamarse a peritos para que sean los encargados de evaluar”, finalizó.