Espera encontrar puntos de coincidencia con él

Rector pide diálogo con AMLO y señala a grupos de choque en la UNAM

Leonardo Lomelí busca ampliar oferta educativa en Oaxaca y zonas con baja cobertura; acusa que en la Universidad hay grupos patrocinados por partidos políticos

El rector de la UNAM, Leonardo Lomelí, ayer, en encuentro con medios.
El rector de la UNAM, Leonardo Lomelí, ayer, en encuentro con medios.Foto: Eduardo Cabrera, La Razón
Por:
  • Yulia Bonilla

Recién tomadas las riendas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Leonardo Lomelí ha solicitado diálogo con el Presidente de la República para buscar que la institución llegue a las zonas con menor oferta educativa en el país y así continuar con su crecimiento, para lo cual también ha llamado a que los grupos de choque que, asegura, son patrocinados hasta por partidos políticos, dejen de intervenir en el funcionamiento de la institución.

A unos días de haber asumido el cargo como rector y en medio del desarrollo de un proceso electoral, Lomelí Vanegas comienza a trazar la ruta para que esta casa de estudios y el Poder Ejecutivo colaboren en beneficio del país, no sólo en esta administración, sino también con la siguiente, a la cual sugiere atender los problemas nacionales con base en el conocimiento científico.

En encuentro con medios de comunicación, el economista dio a conocer que ha solicitado una reunión con el Presidente Andrés Manuel López Obrador para presentar los planes inmediatos, como ampliar la presencia en Oaxaca y otras zonas con baja cobertura educativa.

Negó que haya rispidez en la relación y que ve señales de apertura al diálogo con el Gobierno federal, pues confía en que, a pesar de las diferencias, podría haber puntos de coincidencia con el titular del Ejecutivo, por ser ambos egresados de la misma institución y hasta haber tenido profesores en común durante su formación.

Entrado en el escenario electoral, no descartó un diálogo con los perfiles presidenciales del 2024 -de los cuales, celebró que dos hayan egresado de la máxima casa de estudios- y aseguró que la UNAM siempre ha sido un espacio abierto, en el que, “sin estar invitados, todos son bienvenidos”.

No obstante, consideró que, por seguridad y logística, lo adecuado sería realizar foros de discusión entre representantes de las y el candidato, pues además, señaló que hay disposición para prestar las instalaciones al Instituto Nacional Electoral (INE) para la realización de los debates entre contendientes.

“Somos un espacio abierto, pero precisamente porque en el pasado ha habido malas experiencias y porque, al ser un espacio abierto, tampoco podemos dar todas las garantías de seguridad y logística, preferiría que la presencia se diera de otra forma”, señaló.

Tras apuntar que ha habido retrocesos en la generación de conocimiento y que el país enfrenta retos en materia de seguridad, pobreza y desigualdad, ante lo que “hay mucho por hacer”, dijo esperar que quien asuma la Presidencia el próximo año se apoye en el conocimiento científico para atender no sólo los problemas sociales, sino también las contingencias derivadas del cambio climático.

Acerca de la vida interna de la Universidad, advirtió que, además de los grupos porriles que siempre han existido, se identifican otros a los que señaló de usar causas legítimas de los estudiantes como pretexto para irrumpir y desestabilizar, y que “claramente tienen otro tipo de agendas”.

Aunque no apuntó a ninguna fuerza política específica, señaló que, detrás de estos grupos podrían estar partidos políticos y grupos que hacen política y presión en la Ciudad de México, a los cuales pidió “que dejen que la Universidad pueda funcionar; a la Universidad hay que cuidarla, somos una institución que ayuda a que muchos jóvenes puedan cumplir con el sueño de acceder a un formación profesional”.