Avatar del Arturo Damm Arnal

Arturo Damm Arnal

IGAE en febrero

PESOS Y CONTRAPESOS

Arturo Damm Arnal
Arturo Damm ArnalLa Razón de México
Por:
  • Arturo Damm Arnal

El INEGI reporta el Producto Interno Bruto, PIB, trimestralmente (el próximo viernes dará a conocer la Estimación Oportuna del PIB para el primer trimestre del año), y el Indicador Global de la Actividad Económica, IGAE, mensualmente (ya tenemos los datos para febrero). Ya sea el PIB, ya sea el IGAE, se trata de la producción de bienes y servicios, con la que se mide el crecimiento de la economía.

En términos mensuales, comparando cada mes con el mes anterior, en febrero el IGAE registró una caída del 0.3 por ciento: menos 0.3 actividades primarias (agricultura, ganadería, silvicultura, pesca, etc.); más 0.4 actividades secundarias (la industria); menos 0.3 actividades terciaras (los servicios).

En términos anuales, comparando cada mes con el mismo mes del año anterior, en febrero el IGAE tuvo una caída del 4.0 por ciento: más 6.3 actividades primarias; menos 3.1 actividades secundarias; menos 5.0 actividades terciarias.

Con estos resultados el IGAE tuvo, en febrero de 2021, el mismo nivel que tuvo en diciembre de 2015. En el peor momento de la recesión, mayo de 2020, su nivel fue igual al de noviembre de 2009. De tal magnitud ha sido la recesión.

Lo primero que hay que decir con relación a los resultados del IGAE en febrero es que, en términos mensuales, después de una racha de seis meses consecutivos de crecimiento: junio 8.7 por ciento, julio 5.8, agosto 1.4, septiembre 1.3, octubre 1.3, noviembre 0.8, sumamos ya tres meses consecutivos de decrecimiento: diciembre 0.3, enero 0.1; febrero 0.3.

Lo segundo que hay que decir es que, en términos anuales, sumamos ya diecinueve meses consecutivos con decrecimiento del IGAE, de julio de 2019 (antes del Efecto Covid-19), a febrero de 2021, meses durante los cuales el crecimiento promedio mensual del IGAE fue menos 5.71 por ciento, con la menor caída en julio de 2019, 0.2 por ciento, y la mayor en mayo de 2020, 21.4 por ciento.

Además del IGAE, el INEGI reporta cada mes el Indicador Oportuno de la Actividad Económica, IOAE, que estima anticipadamente, en términos anuales, el comportamiento del IGAE. En el IOAE de marzo se anticipó, para febrero, un decrecimiento del IGAE del 4.0 por ciento, tal y como fue. En el IOAE de abril se anticipó, para marzo, un decrecimiento del IGAE del 2.1 por ciento, cifra que conoceremos el 26 de mayo, cuando el INEGI publique el IGAE de marzo.

Por lo pronto resulta preocupante que, después de ocho meses de crecimiento, en términos mensuales, el IGAE haya registrado una contracción de 0.3 por ciento en febrero y, más preocupante, que el gobierno no esté haciendo nada al respecto. Al contrario, le sigue pegando a la confianza de los empresarios, de la cual dependen las inversiones directas, de las cuales depende la producción y el crecimiento.