Sábado 16.01.2021 - 12:45

Audi A6, lujoso y muy refinado

Audi A6, lujoso y muy refinado
Por:

El Audi A6 2019 emplea la plataforma MLB Evo, de Grupo Volkswagen, misma que comparte por lo menos dentro de casa con productos como A7, Q7, A8 y Q8 e incluso, E-Tron. Esto quiere decir entonces que se trata de un producto sofisticado, sólido y con tecnología de última hornada.

Mecánicamente recurre a un V6 de 3.0 litros TFSI, con 340 hp y 369 lb-pie, que se complementa con un sistema eléctrico de 48 volts, mismo que apoya en situaciones muy específicas, como al arrancar o al acelerar a fondo, eliminando cargas excesivas en el motor, y por tanto, mejorando las cifras de emisiones y consumos.

Te puede interesar: Lincoln Corsair 2020, poder y lujo en envase pequeño

Provee de energía a ciertos accesorios y al ser mucho más grande que una marcha tradicional mejora sustancialmente el funcionamiento del Start & Stop.

Por su parte la transmisión es S-Tronic de doble clutch y siete velocidades; mientras que la tracción es enviada a las cuatro ruedas vía el sistema quattro.

Si bien el A6 2019 es un sedán, uno de los formatos más golpeados ante la creciente demanda de SUVs, ello no quiere decir que su diseño sea aburrido.

Tiene su personalidad muy definida. La parrilla es inmensa y da una apariencia amenazante.

Los trazos son fluidos y bien definidos y en la parte trasera se nota una evolución lógica, en comparación con el anterior.

En el interior, el Audi A6 2020 resulta demasiado familiar, por no decir idéntico, en comparación con la cabina de un A7 o Q8. Lo anterior no es precisamente un problema; es sólo que sentado en el asiento del conductor va a costar trabajo diferenciar uno de otro.

La calidad de materiales, ensamble y ergonomía son sobresalientes y el sistema de infoentretenimiento está compuesto por un juego de tres pantallas. Al centro del tablero encontramos un display de 10.1 pulgadas, encargado de labores como navegador, configuración del auto o sistema de audio, mientras que en la parte inferior hay otra de 8.6 pulgadas, también táctil y que suma feedback háptico desde donde se controlan funciones como el clima o los modos de conducción.

Este par de pantallas es denominado por Audi como MMI Touch y funcionan en armonía con el espectacular Virtual Cockpit de 12.32.

Evidentemente al tratarse de un sedán de lujo, está repleto de amenidades y detalles de buen gusto, empezando por los asientos, forrados en una combinación de cuero y alcántara; volante multifunción con la parte inferior achatada e insertos en aluminio cepillado por doquier.

La parte trasera es muy amplia, comodísima, el Audi A6 2019 es un auto perfecto para uso ejecutivo; eso sí, vale más la pena que sólo viajen dos y disfruten de una cabina silenciosa, agradable y sofisticada.

Como ya lo suponía, tras el volante, el Audi A6 es excepcional, una delicia. Por principio de cuentas es tan ágil y rápido que con frecuencia te hace olvidar que se trata de un sedán de prácticamente 5 metros lleno de lujo y confort.

Hay potencia de sobra, sin importar la circunstancia, y gana velocidad con una facilidad sorprendente; tanto así que pareciera ser mucho más poderoso de lo que en realidad es, según la ficha técnica. El V6 es un gran motor y te garantizo que no vas a necesitar o extrañar un ocho cilindros.

El Dato: Los faros LED HD Matrix opcionales con intermitentes dinámicas desde dos perspectivas. Proporcionan al conductor una iluminación óptima de la carretera sin deslumbrar el tráfico.

La dirección es ligera y muy rápida, mientras que los frenos son firmes y transmiten mucha seguridad; asimismo, la suspensión tiene una calibración ligeramente más orientada al confort, pero permite un manejo alegre, incluso agresivo, sin ningún problema.

En pocas palabras, puede ir rapidísimo, aunque parece sentirse más cómodo en autopistas de alta velocidad, sin que ello signifique que no lo pueda hacer muy bien en caminos sinuosos.

Por su lado, la calidad de marcha es impecable, no hay ruidos, está perfectamente bien aislado, tanto de ruidos de rodamiento, como de trabajo mecánico o producidos por el viento.