Ha resaltado por su labor en la divulgación

Más apoyo a ciencia, pide el Princesa de Asturias

El Arqueólogo Eduardo Matos Moctezuma es reconocido en España por su rigor intelectual para reconstruir civilizaciones de México y Mesoamérica; asegura a La Razón que faltan apoyos a investigadores

Eduardo Matos Moctezuma ganó este miércoles el Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales.
Eduardo Matos Moctezuma ganó este miércoles el Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales.Foto: Héctor Montaño, INAH
Por:
  • Adriana Góchez .

El reconocido arqueólogo y antropólogo mexicano, Eduardo Matos Moctezuma, fue distinguido ayer con el Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales por su “extraordinario rigor intelectual para reconstruir las civilizaciones de México y Mesoamérica, y para hacer que dicha herencia se incorpore con objetividad y libre de cualquier mito”.

El autor del célebre libro Muerte a filo de obsidiana ha sido pilar de la arqueología mexicana, principalmente en el entendimiento de la civilización mexica, gracias a las excavaciones que lideró en el Templo Mayor, el mayor proyecto arqueológico en México del siglo XX y lo que va del XXI, que inició en 1978 tras el hallazgo de la figura de la Coyolxauhqui y todavía continúa. Se han descubierto monolitos, pinturas murales y ofrendas.

“Sus trabajos en Tula, Teotihuacan y, muy especialmente, en el Templo Mayor de Tenochtitlan constituyen, por la intensidad y la continuidad de la investigación de campo, páginas ejemplares del desarrollo científico de la arqueología y del diálogo fecundo con el pasado, entre culturas distintas y entre las ciencias sociales y humanas”, destacó el fallo del jurado.

Gráfico
Gráfico

Matos Moctezuma, quien recibió la noticia del galardón a las 5:00 horas, tomó el aviso con sorpresa. “Me hablaron esta madrugada desde Oviedo, España, para darme la muy buena noticia de que había sido electo por el jurado con el Premio Princesa de Asturias en Ciencias Sociales, me dio un gusto enorme, y como siempre he dicho, estos premios, si bien recaen en una persona, en realidad deben extenderse a muchas instituciones y muchos colaboradores”, compartió la mañana de ayer en entrevista telefónica con La Razón.

El arqueólogo, siempre preocupado por el apoyo a la ciencia y la cultura, externó que esperaba que este prestigiado premio sirviera para visibilizar la importancia de la cultura y la ciencia, especialmente la arqueología y la antropología.

¿Con este premio le gustaría que se viera la relevancia de la ciencia y la cultura?, se le preguntó. Matos Moctezuma respondió: “Pienso que sí, es muy importante ver esos aspectos relacionados con la cultura, la ciencia y en este caso en particular, la arqueología y la antropología, que es un campo que tiene ni más ni menos como tarea, el estudio del hombre, de las sociedades, desde esa perspectiva es de una importancia fundamental”, apuntó.

Gráfico
Gráfico

Lamentó que se hayan mermado los apoyos para la ciencia y las artes en los últimos años. “A veces no se cuentan con los fondos, con el apoyo necesario... La cultura y la ciencia en términos generales han sido afectados por diversas medidas, entonces eso es un aspecto que desde luego repercute en la investigación, en la difusión”, aseveró.

Habló de la necesidad de que se cuente con los recursos y apoyos suficientes. “Ése es un aspecto indispensable, en general, en el ámbito de la cultura y la ciencia es necesario contar con los apoyos de las instituciones para que los investigadores puedan llevar a cabo su labor”, expresó Matos Moctezuma.

También externó la importancia de apoyar a los futuros arqueológos y antropológos, principalmente de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH), donde él se formó.

“No se debe afectar sino apoyar a la formación de esos nuevos cuadros, la ENAH ha dado 10 premios nacionales, es muy relevante, debería contar con todos los medios para que pueda sacar adelante a esos nuevos y futuros investigadores”, dijo.

Recientemente en la ENAH, tanto profesores como alumnos han denunciado que se ha disminuido la plantilla de académicos, por ejemplo.

Matos Moctezuma, cuyo nombre aparece en 500 fichas bibliográficas, ya sea como autor o coautor de libros, artículos, introducciones, prólogos, presentaciones, reseñas, críticas, catálogos y guías, destacó que, si bien el Princesa de Asturias es una distinción a su trabajo, también es para las instituciones que lo respaldan.

Gráfico
Gráfico

Agradeció a la UNAM y a la Academia Mexicana de la Lengua, instituciones que lo postularon para el galardón. Además del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), del que forma parte desde hace más de seis décadas, y a la ENAH.

“Pertenezco al Instituto Nacional de Antropología e Historia desde hace 62 años, es la institución que me apoyó para que pudiera llevar a cabo todas mis investigaciones, todos mis trabajos, y soy egresado de la Escuela Nacional de Antropología, que es parte del mismo INAH, ahí me formé, tuve maestros excelentes, afortunadamente, a ellos también mi agradecimiento”, concluyó.

El arqueólogo Matos Moctezuma no sólo ha destacado por sus investigaciones entorno a la cosmovisión de diversas civilizaciones, sino también por ser un importante divulgador del conocimiento en el ámbito de la arqueología y del mundo prehispánico.

“Desde sus excavaciones en el Templo Mayor de Tenochtitlan, comprendió la importancia de informar sobre lo que ocurría en ese mítico espacio, contando los avances a toda la población, al igual que lo hacía con reyes, jefes de Estado, premios Nobel o luminarias de la farándula”, ha destacado el INAH.

Gráfico
Gráfico

Ha impartido un sinfín de conferencias, ha escrito libros y sus textos han aparecido en la revista Arqueología Mexicana.

También ha hecho investigaciones en sitios arqueológicos como Tepeapulco, Bonampak, Comalcalco, Cholula, Coacalco, Tlatelolco, Tula y Teotihuacan.

Ha sido director de los museos nacional de Antropología y del Templo Mayor, presidente del Consejo de Arqueología del INAH y titular del Proyecto Templo Mayor, del que fue fundador al igual que del Programa de Arqueología Urbana (PAU).

Ha sido merecedor de varios honoris causa de parte de las universidades más prestigiosas, y es miembro de El Colegio Nacional y del Seminario de Cultura Mexicana, entre otras instituciones. Además de ser integrante de la Academia Mexicana de la Lengua desde 2014.

Uno de sus más importantes libros es Muerte a filo de obsidiana, donde “nos lleva por los intrincados caminos de la muerte a través de la arqueología y de las fuentes históricas”, de acuerdo con la sinopsis del compendio.

El libro más personal de Matos Moctezuma es Arqueología de un arqueólogo, el cual apareció originalmente bajo el título Los rompimientos del centauro. “En sus páginas, como un profesional que excava en su vida, capa a capa va relevando los momentos que fueron marcando su trayectoria, sus miedos e influencias”, ha resaltado el INAH.

Por esa ardua labor puesta en el pasado es que obtuvo el Premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales.

Gráfico
Gráfico
Gráfico
Gráfico
Gráfico
Gráfico