Diputados analizan para legislar sobre esta práctica

Ideologías conservadoras no han permitido legislar sobre eutanasia en México, señalan expertos

Especialistas compartieron su opinión sobre los obstáculos para que el país avance en materia de eutanasia; esta práctica ya ocurre dentro de los hospitales, señalaron

Ideologías conservadoras no han permitido legislar sobre la eutanasia en México, señalan expertos
Ideologías conservadoras no han permitido legislar sobre la eutanasia en México, señalan expertosFoto ilustrativa: Reuters
Por:
  • Yulia Bonilla

Una ideología conservadora y la insistencia en polarizar las circunstancias son algunos de los factores que han llevado a México a formar parte de los países que no ha legislado sobre la eutanasia como una de las vías para garantizar el “bien morir” de las personas que así lo desean, coincidieron expertos.

Durante el cuarto día de la Semana de la Eutanasia, organizada por la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, especialistas compartieron su opinión sobre los obstáculos para que el país avance en la materia.

Guillermo Daniel Barba, licenciado en Derecho de la BUAP, apuntó que uno de los inconvenientes es que la sociedad ve todo “como blanco o negro” cuando este tema no deriva en ninguna de estas vertientes, por lo que sugirió no generalizar el tema.

“Hacia el por qué México no ha podido abordarlo, me parece que es porque existe esta dualidad en nuestra sociedad liberal, pero a la vez conservadora. También recae en qué tan cómodo me siento con el tema aplicada en mí o mis familiares. Me quedo con esa reflexión, que es momento de que nosotros cuestionemos y replanteemos cómo nos sentimos con el tema”, comentó.

En tanto el médico Raymundo Canales señaló que otra problemática es la “resistencia” a reconocer que esta práctica ya ocurre dentro de los hospitales, pues ejemplificó que cuando hay pacientes “muy inestables” a quienes se les administran grandes dosis de analgésicos, como una práctica paliativa dentro de las áreas de terapia intensiva, y que en lo que culmina es en la muerte.

“La percepción derivada de nuestra religión mayoritaria en este país, del catolicismo, se ha encargado de filtrar a la sociedad un concepto que es erróneo y falso, un concepto en donde sí yo acepto que voy a tomar acciones para terminar con la vida de alguien, de manera amorosa porque le quiero ahorrar sufrimiento, si yo acepto eso voy a aceptar crímenes al azar. No tiene nada que ver el tener una legislación permisiva de la eutanasia, con que voy a utilizar la eutanasia como un arma criminal” comentó.

En su oportunidad, la diputada Cecilia Márquez decidió no hablar desde su papel como legisladora sino como paciente de esclerosis sistémica, a partir de lo cual compartió diversas afecciones a las que estaría sujeta y que la llevaron a inclinarse a favor de que el país haya comenzado este análisis.

“El destino, las fuerzas del Olimpo o el universo, lo que le quiera llamar cada quien según sus creencias espirituales, no deben de estar sobre las posibilidades de que cada cuál decida su destino”, comentó.

En tanto, la diputada Angélica Cisneros afirmó que las legislaturas anteriores se acogieron a ideas conservadoras, lo cual lamentó pues resaltó la importancia de sacar adelante una reforma de este tipo “en este mundo y en este país donde la esperanza de vida se ha incrementado tanto y no necesariamente con esa calidad de vida que esperaríamos hasta el último momento”.

Quien abiertamente se pronunció en contra de la eutanasia, pero no del debate necesariamente, fue el diputado Manuel Valdenebro, quien llamó a legislar con cuidado y, sobre todo, respeto para también respetar la voluntad de los médicos que no están a favor de esta práctica.

Finalmente, el presidente de la Comisión de Salud, Emmanuel Reyes Carmona, rescató que la discusión ha llevado a ver que se tienen muchos pendientes por resolver, como la objeción de conciencia, para llevar avante la regulación de la eutanasia.

A pesar de reconocer su ideología religiosa, subrayó que la legislación en este tema “tiene que ser con un enfoque multidisciplinario y laico”.

LRL