Lunes 28.09.2020 - 13:40

Elección

Va Sol Azteca con jóvenes para renovar su dirigencia

Jesús Zambrano, líder histórico del PRD, dijo que el centro de la preocupación es crear alianzas para generar acuerdos

angel avila
Ángel Ávila, dirigente nacional del PRD interino.Foto: Especial 
Por:

A unas horas de la elección para dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD), por primera vez la militancia no llegará en un ambiente de división, peleas ni desacuerdos, pues la crisis que atraviesa el instituto político lo obliga a unirse o desaparecer y por ello apuesta por perfiles jóvenes.

Jesús Zambrano, líder histórico del PRD, dijo que el centro de la preocupación es crear alianzas para generar acuerdos que ayuden a combatir el autoritarismo que afecta al país, y su principal reto es ganar la mayoría de puestos de elección popular en el siguiente proceso.

Destacó que Ángel Ávila (dirigente interino actual) y Rogelio Franco (exsecretario de Gobierno en Veracruz) son los principales frentes para dirigir al partido por ser cuadros jóvenes; “no estoy candidateando a nadie, pero Ángel Ávila ha hecho un gran trabajo en la Dirección Nacional Extraordinaria y ha logrado que el PRD tenga nueva fuerza”.

A su vez, Ángel Ávila, dijo que el sol azteca llega a este proceso con buen ánimo y entusiasmo renovado de que puede dar la sorpresa en las elecciones federales de 2021.

“Tenemos una agenda que le interesa a la ciudadanía como el tema de la inseguridad, la protección de la mujer y economía”. Sin embargo, aún subsisten problemas al interior y con ese panorama llega al cambio de dirigencia”, dijo.

Pese a que los estatutos del PRD prohíben las tribus o grupos al interior, subsisten al menos cinco: Foro Nuevo Sol, representado por Silvano Aureoles, Nueva Izquierda, de Los Chuchos, Alternativa Democrática, con los hermanos Bautista, Vanguardia Progresista, con Karen Quiroga, y Los Galileos, de Guadalupe Acosta Naranjo.

En entrevista con La Razón, Acosta Naranjo manifestó que la pluralidad política en el PRD no se va a terminar; además, ahora ya tienen más madurez para no tener conflictos como antes.

“Estén o no normados los grupos, los seguimos teniendo. Las corrientes estuvieron normadas desde hace muchos años, pero ya no lo están; lo que hay que ir aprendiendo es a hacer consensos y tener una propuesta atractiva para los sectores de la sociedad... los pleitos internos nos desgastaron mucho”, abundó.

El presupuesto del PRD en este año es de poco más de 390 millones de pesos, pero si se aprueban nuevas instituciones políticas, el monto podría bajar en 2021, lo que ahondaría en la crisis de este partido.