Virólogos ven cercano el control de la pandemia

Sublinaje BA.1.1 borra a Delta; va por Ómicron

En el sureste y centro norte del país, la subvariante está muy avanzada, según el Consorcio de Vigilancia Genómica; expertos estiman que de seguir así, se alcanzará inmunidad de rebaño

Sublinaje BA.1.1 borra a Delta; va por Ómicron.
Sublinaje BA.1.1 borra a Delta; va por Ómicron.Foto: Especial
Por:
  • Jorge Butrón

La expansión de nuevas subvariantes de Ómicron, así como el avance en la vacunación, hacen pensar a los virólogos que pronto puede alcanzarse el control de la pandemia de Covid-19.

El sublinaje BA.1.1 desplazó en sólo nueve días a la variante Delta y será cuestión de días para que también lo haga con la original Ómicron, de acuerdo con el Consorcio Mexicano de Vigilancia Genómica.

En su más reciente reporte, al 7 de febrero, el grupo señala que esta subvariante desplazó a las variantes de Delta AY113, AY103, AY100, AY26 y sólo falta AY20.

En torno a Ómicron, en la región sureste del país —Campeche, Quintana Roo y Yucatán— y en el centro norte —Aguascalientes, Guanajuato, Querétaro, San Luis Potosí y Zacatecas—, BA.1.1 ya se encuentra muy avanzada en el número de contagios y a punto de alcanzar a la original de Ómicron, BA.1.

En entrevista con La Razón, Rodrigo Jácome, virólogo de la UNAM, consideró en que si los contagios siguen con la misma transmisibilidad, en sólo 15 días BA.1.1 puede rebasar por completo a la original de Ómicron.

Además, estimó que, de seguir con este tipo de sublinajes y variantes, y continuar la vacunación, se puede alcanzar en breve la inmunidad de rebaño y el mismo control de la pandemia.

“En breve se puede decir que la nueva variante va a desplazar a la original de Ómicron, ya que los contagios son mayores, aunque no se traduce en mayor letalidad, pero este tipo de variantes ayuda si la vacunación aumenta, ya que, al no ser de riesgo, se puede llegar a un control momentáneo de la cuarta ola”, agregó.

El experto puntualizó que aún no hay una fecha para la extinción, pero aclaró que ya es muy visible la baja en los casos positivos porque, a mediados de enero, se tuvieron los picos de la ola de hasta 60 mil contagios, pero al momento se han registrado menos de 25 mil positivos.

Rodrigo Jácome dijo que las infecciones continuarán disminuyendo hasta que se llegue a una meseta y haya solamente unos miles de casos al día, pero aclaró que sólo hasta que el 100 por ciento de la población esté vacunada se puede hablar de una salida de la pandemia.

Por separado, Alejandro Sánchez Flores, investigador del Consorcio Mexicano de Vigilancia Genómica, explicó a este diario que se conocen por lo menos dos sublinajes de Ómicron: BA.1.1 y BA.2, pero es la primera la que ha aumentado en casos.

“Lo que se ve aquí es que la entrada de Ómicron ha sido por la variante BA.1 y BA.1.1, pero es cuestión de tiempo para que BA.2 tome fuerza y comience el incremento de casos, ya que puede desplazar a la original, si es que es más contagiosa, pero hay que esperar”, subrayó.

Alberto Campillo, virólogo de la UNAM, coincidió en que es evidente que la cuarta ola va de salida y, si los positivos siguen bajando, en 15 días más la pandemia comenzará a controlarse de nuevo.

“Hay muchos factores para ver que la pandemia se está desacelerando, ya que hay menos positivos cada día y los sublinajes de Ómicron le están ganando a Delta, que ésa si es de tomarse en cuenta, por la letalidad que tiene. En Europa hay preocupación por BA.2, pero en México, a pesar de que ya está circulando, no ha tenido un aumento considerable”, precisó.

El especialista mencionó que Delta ya fue desplazada hasta un 95 por ciento en varias partes del país, aparte de que las reinfecciones de alguna forma crean inmunidad, aunque la vacuna contra el virus es la mejor herramienta para salir de la cuarta ola.