NY, Jersey y tres estados más, bajo el agua

Ida intensifica daño; deja 7 veces más muertes que como huracán

Hallan a víctimas en sótanos inundados y autos varados; por primera vez emiten advertencias drásticas en dos entidades; Central Park registra récord de 8.9 cm de agua en una hora

32
Un ciudadano camina en una autopista anegada en el Bronx, en Nueva York, un día después de las fuertes lluvias.Foto: AP
Por:
  • La Razón Online

Un día después de que científicos advirtieran que Ida ocasionaría el peor golpe económico en la historia de los desastres, la tormenta provocó las peores inundaciones al este de Estados Unidos matando a 45 personas, entre ellas un menor de edad, saldo siete veces mayor que los seis que causó como huracán en Louisiana y Mississippi el pasado fin de semana.

Las lluvias e inundaciones históricas sorprendieron a la población en Nueva York, Nueva Jersey, Pensilvania, Connecticut y Maryland por lo repentinas, hecho por el que cientos de personas quedaron atrapadas en vehículos varados en carreteras y viviendas ante el desbordamiento de ríos, como el Schuylkill, y la acumulación de agua catastrófica.

Fue tal el nivel de inundaciones que por primera vez el Servicio Meteorológico Nacional (NWA, por sus siglas en inglés) decretó una advertencia de este tipo tanto en Jersey como en NY con diferencia de una hora, misma que sólo se aplica para condiciones terribles de lluvia, principalmente en terrenos inundados y calles urbanas; ésta, al parecer, fue insuficiente para alertar a los habitantes por la proximidad del vendaval, pero que obligó a tres regiones a decretar estado de emergencia.

Por separado, el Centro Nacional de Huracanes alertó sobre inminentes “inundaciones súbitas”, que algunos ciudadanos ya comparan con Sandy, huracán que afectó NY hace casi una década.

Gráfico

Y expertos sostienen que la magnitud de las precipitaciones del 1 y 2 de septiembre se intensificaron por el cambio climático y dijeron que la humedad de Ida se combinó con aire caliente, lo que dejó múltiples estaciones del Metro bajo el agua por cascadas y lluvia al interior.

Ambas entidades fueron las que, hasta el momento, recibieron el peor impacto, al acumular en suma 40 decesos y una de las peores parálisis del transporte público, mientras que las otros contabilizaron entre una y tres.

Sobre las víctimas mortales, fuentes de la Policía y de gobierno detallaron que la mayoría de éstas se encontró en sótanos con hasta dos metros de agua, quienes alcanzaron a pedir ayuda al 911 ante la filtración de agua que les impidió salir, por ahogamiento o la caída de árboles y otras estructuras.

(No anticipamos que) los cielos se iban a abrir y arrojar un nivel de agua similar al de las Cataratas del Niágara

Kathy Hochul, Gobernadora de NY

Previamente, el presidente de EU, Joe Biden, garantizó que “están juntos” para superar estos desastres, previo a su visita de hoy en Louisiana, y detalló, en conferencia de prensa, que tan sólo en el primer día de septiembre Nueva York registró más lluvia que la que suele alcanzar en el mes, y ante estos hechos están preparados para atender de manera urgente las zonas críticas, mismas en las que sobrevuelan con drones para determinar el nivel de afectación.

Además, todas las regiones envueltas en estas tormentas y tornados sufrieron cortes de energía eléctrica, con un total de 200 mil usuarios afectados, cifra menor al millón de familias que sigue sin energía en Nueva Orleans y zonas aledañas desde el fin de semana.

Pese a que la zona fue golpeada sólo por los remanentes del que fuera un huracán, las autoridades calificaron como “brutales” las crecidas, por las que según expertos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) han muerto en cinco décadas 58 mil 700 personas en el mundo, mientras que el saldo por tormentas fue de 577 mil.

Gráfico

Y exhortaron a la población a mantenerse bajo resguardo al admitir que enfrentan una de las peores devastaciones con récords como 8.9 centímetros de lluvia en Central Park en apenas una hora, casi el doble de los 4.9 registrados con el huracán Henri hace casi dos semanas, rompiendo además una marca vigente desde 1927; mientras que en Manhattan se estableció un nuevo tope de ocho centímetros en el mismo periodo.

Además, NY alcanzó su quinto peor nivel de anegaciones y la gobernadora Kathy Hochul, quien reconoció que la tormenta los tomó por sorpresa, advirtió que la población tendrá que aprender a lidiar con estas situaciones, pues debido al cambio climático éstas serán cada vez más regulares.

En su primer mensaje luego de la devastación, dijo que las alertas no anticipaban que “los cielos se iban a abrir y arrojar un nivel de agua similar al de las Cataratas del Niágara” y agrgó que conforme pasan las horas van notando “la verdadera profundidad” de las pérdidas.

Por separado, el alcalde neoyorquino, Bill de Blasio, calificó de “increíbles y desgarradoras” las imágenes sobre lo que calificó como “inundaciones brutales” en toda la región. No obstante, resaltó el apoyo de la comunidad en momentos tan trágicos, pues habitantes se han sumado a las labores de rescate para sacar a personas varadas en vehículos, de limpieza o para entregar material de ayuda.

En torno a los rescates, Biden afirmó que las labores continuarán “hasta bien entrada la mañana para salvar vidas y recuperar la energía (eléctrica)”.

Horas más tarde, se reportó que tras comprobar los vuelos en la región, Nueva Jersey reanudó los viajes interrumpidos por este fenómeno.

  • El dato: Debido a las condiciones climatológicas, carreteras y escuelas fueron cerradas para reducir el riesgo y las pérdidas humanas, mientras continúa el rescate y recuperación de víctimas.