Llama a fomentar la certidumbre

...y Santander ve en avance de vacunación detonante a consumo

Héctor Grisi, director de esa institución, afirma que están listos para atender demanda de financiamiento.

EL BANQUER0, en una imagen de archivo.
El baquero, en una imagen de archivo.Foto: Especial
Por:
  • Ana Martínez

El sector bancario es clave para la recuperación, porque es un motor importante de la economía. Los bancos se han dicho listos para prestar, lo único que esperan es que empiece la demanda de financiamiento por parte de los clientes.

Héctor Grisi, presidente ejecutivo y director general de Banco Santander México, señaló en que el factor que detonará el crecimiento económico es el avance en el proceso de vacunación en la población, ya que conforme se logre la inmunización del rebaño se reanudarán las actividades económicas y, por ende, los patrones de consumo, cartera que se ha visto especialmente afectada dentro del sector.

Sin embargo, remarcó que hay negocios que han mantenido sólidos niveles de desempeño, como hipotecas y créditos de auto, registrando niveles de originación históricamente altos. En segmentos como Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), dijo, sí hacen falta medidas de garantías que ayuden a este sector en sus necesidades de financiamiento.

.Gráfico: La Razón de México

“La banca está en condiciones de reactivar el crédito y lo que esperamos es que empiece la demanda por financiamiento. Estamos en condiciones de seguir apoyando. La sólida posición de liquidez y capital de nuestro banco nos dan la certeza de estar bien posicionados para continuar afrontando de manera efectiva un entorno económico aún difícil”, el banquero en entrevista con La Razón.

¿Cuáles son los principales aprendizajes que dejó la pandemia? Sin duda la pandemia de Covid-19 nos ha dejado muchas lecciones. Una de ellas es que los escenarios que tienes pueden cambiar de una amnera muy abrupta, y en complemento hemos aprendido que la agilidad de respuesta, la organización oportuna y estratégica nos permiten hacerle frente como instituciones a los retos e imponderables como ha sido la crisis generada por esta pandemia.

¿Considera que la banca es parte de la solución en el actual contexto? La banca totalmente es parte de la solución. Hay que tener bien claro que ésta no es una crisis del sistema financiero, no la generamos nosotros, es una crisis de salud que ha afectado a todos los sectores.

Afortunadamente tenemos una solidez del sistema bancario nunca antes visto, con muy buenos niveles de liquidez y con experiencia de reacción que nos han ayudado a cooperar en la solución de esta crisis de salud, que derivó en una crisis económica.

¿Pudo haber hecho más el sector, además de los programas anunciados? De entrada hay que ponderar que ese programa fue un esfuerzo enorme y que se implementó de manera oportuna y con una gran agilidad. Nosotros en apenas unos días logramos crear un mecanismo para darle apoyo a los clientes. De hecho no preguntamos, si se acercaban a Santander para recibir el apoyo, los atendíamos.

Creemos que fue un apoyo que por su prontitud y dimensiones ayudó a dar tranquilidad y espacio a los clientes; lo que vemos es que los clientes están correspondiendo a ese esfuerzo de la banca retomando sus pagos en su mayoría.

Al cuarto trimestre del año pasado, 75 por ciento de la cartera de crédito bajo el programa de apoyo a deudores, individuos y Pymes permanece vigente. Sólo 9.0 por ciento tiene atraso en sus pagos y hemos reestructurado el otro 16 por ciento de estos créditos; estos niveles son mejores de lo que estimamos inicialmente.

¿Cómo puede contribuir la banca a un mayor crecimiento del país? La banca está lista para seguir apoyando, lo que se necesita es que se recupere el apetito de crédito. Ahora bien, en segmentos como el de las pequeñas y medianas empresas sí hacen falta medidas de garantía que ayuden a este sector en sus necesidades de financiamiento.

Por otro lado, en general el país debe seguir insistiendo en la certidumbre para generar las condiciones de confianza que la inversión necesita.

¿Santander confía en México? ¿Contempla nuevas inversiones? Nuestra apuesta por México es de largo plazo. Este año tenemos contemplado invertir más de 500 millones de dólares en infraestructura y tecnología de última generación e impulsaremos nuestros canales digitales para seguir aprovechando las herramientas de vanguardia para aumentar la digitalización y los niveles de lealtad de los clientes, así como mejorar su experiencia con el Banco.

¿El sector bancario se ha adaptado a las nuevas demandas tecnológicas?

Por supuesto, en nuestro caso hemos aprovechado las herramientas. Basta decir que logramos crecer 20 por ciento los clientes digitales entre 2019 y 2020, las ventas digitales eran de 31 por ciento del total al cierre del 2019 y pasaron a 49 por ciento al cierre del 2020.