Se presenta en septiembre, junto con paquete económico 2022

Estima SAT 200 mil mdp adicionales con próxima reforma fiscal

La iniciativa se enviará como miscelánea, adelanta la titular del organismo, Raquel Buenrostro; se busca “justicia social” y que todos paguen lo justo, según su ingreso, dice

Raquel Buenrostro
Raquel Buenrostro, jefa del SAT, en conferencia de prensa, ayer.Foto: Especial
Por:
  • Ivonne Martínez

El Gobierno federal presentará una iniciativa de reforma fiscal en septiembre próximo, junto con su propuesta de paquete económico 2022, con la cual prevé recaudar en el primer año al menos 200 mil millones de pesos adicionales “como un primer saque”, sin aumentar impuestos ni tocar a los asalariados, adelantó la jefa del Servicio de Administración Tributaria (SAT), Raquel Buenrostro Sánchez.

Las modificaciones que se someterá a consideración del Congreso de la Unión se introducirán como “miscelánea fiscal”, la cual incluirá facilidades administrativas y tecnológicas, así como precisiones legales para evitar defraudaciones y planeaciones fiscales agresivas.

Precisó que los 200 mil millones de pesos en 2022 adicionales a la Ley de Ingresos de la Federación de este año por la reforma fiscal, equivalen a 1.0 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), con el objetivo de que los ingresos lleguen a 2.0 por ciento hacia adelante, porque “no dan de golpe” los recursos previstos.

“No sería una reforma fiscal en el sentido tradicional porque no implica aumento de tasas, pero sí va a haber modificaciones, pero más van a ser de facilidades administrativas y fiscales y evitar la evasión y la defraudación fiscal”, agregó en rueda de prensa.

Si habrá modificaciones fiscales, pero no consideran cambios de tasas, es decir, no habrá aumento de impuestos, “estas modificaciones fiscales son facilidades administrativas y digitales para hacerle la vida más fácil al contribuyente y, por otro lado, son precisiones de ley para evitar planeaciones fiscales agresivas y defraudaciones fiscales”.

Abundó que la estrategia es hacia el correcto cumplimiento de las obligaciones fiscales y combatir la informalidad.

Buenrostro Sánchez sostuvo que con el nuevo secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, en sustitución de Arturo Herrera, quien será propuesto como gobernador del Banco de México (Banxico), no cambiará esta política económica, incluso “será más sencillo” porque ha trabajado desde que el Presidente Andrés Manuel López Obrador era jefe de Gobierno de la Ciudad de México.

Gráfico

“Lo que se está buscando (con la reforma) es justicia fiscal y que todo mundo pague lo que tenga que pagar, ni más ni menos, lo que es justo, conforme a su nivel de ingresos”, subrayó.

Refirió que desde hace 20 años y en su última campaña electoral de 2018, el ahora Presidente Andrés Manuel López Obrador siempre habló de no aumentar impuestos y que iba a mantener los precios de las gasolinas y la energía eléctrica.

Por ello, lo que ha hecho hasta ahora el Gobierno en materia económica es hacer los esfuerzos necesarios, dar cumplimiento a ese cumplimiento, ya que “estamos convencidos de que sí hay recursos”, pero no llegan debido a actos de corrupción o por una aplicación discrecional de la ley.

“En la medida en que nosotros hagamos cumplir la ley de manera pareja, sin discriminación, ni para bien ni para mal, sino todo mundo esté obligado a pagar sus impuestos, y también se haga un uso más eficiente de los recursos, habrá sido suficiente”, añadió la jefa del SAT.

Aseguró que la política de no incremento de impuestos es sustentable, ya que la reforma fiscal estará orientada a dar facilidades administrativas y tecnológicas, así como modificaciones para dar certeza jurídica a los contribuyentes, sobre todo a los grandes, y con ello evitar las planeaciones y defraudaciones fiscales que existen.

Por su parte, el Administrador General de Grandes Contribuyentes del SAT, Antonio Martínez Dagnino, informó que el organismo recaudador publicó las tasas efectivas del Impuesto sobre la Renta (ISR) para 40 actividades económicas como una medida de simplificación que busca incentivar la autocorrección sin necesidad de realizar auditorías.

Señaló que con estas 40 actividades económicas se estima que hay un monto potencial de evasión y elusión fiscal de alrededor de 700 mil millones de pesos, lo que representa un 3.0 del PIB de 2020.