Daniel Alonso

La Comisión de las Fantasías

ARQUETIPO FUTBOL

*Esta columna expresa el punto de vista de su autor, no necesariamente de La Razón.
*Esta columna expresa el punto de vista de su autor, no necesariamente de La Razón.
Por:
  • Daniel Alonso

Más de 60 días después y ahora resulta que los altos mandos del futbol mexicano han descubierto que la pelota es redonda.

Después de analizar durante dos meses como montarían el circo para apantallar a todo mundo, ayer anunciaron la “reestructura” de nuestro balompié y el mejor chiste de todos fue la maravillosa idea de los “tres campeones al año”. Además, se anunció un partido amistoso ante Alemania y uno que otro espejito más.

Yon de Luisa habló en plural, pero era indispensable echar la culpa al señor Gerardo Martino del fracaso mundialista. Presumieron de un “análisis a profundidad” en este tiempo, el cual arrojó como conclusión, que lo de Qatar sucedió porque “el cuerpo técnico no tenía mucha comunicación con los jugadores y no conocía muy bien al futbolista mexicano”. ¿Y quienes contrataron, aguantaron, defendieron y mantuvieron hasta el final a ese cuerpo técnico? Para partirse de risa.

La mitad de las grandes reformas del futbol mexicano va enfocada en reparar el daño ya hecho, es decir, eliminar el repechaje (una vez más) y reducir el número de no formados en México (siete por equipo).

La otra mitad son ideas sin mucho soporte real; por ejemplo, “negociar con las autoridades de países europeos para que se aceleren los trámites del pasaporte comunitario”. Sí claro, acaso Yon de Luisa y Mikel Arriola estarán enterados que en los próximos meses entrará un candado más para los viajeros de nuestro país a Europa, el ETIAS entrará en vigor en noviembre de este año para reforzar las fronteras de los países miembros del espacio Schengen. Es decir, la Unión Europa endurece medidas en el control migratorio y nosotros soñamos con que regalaran pasaportes.

Fomentar la exportación de jugadores jóvenes sin que los representantes dificulten las negociaciones. Aquí podríamos insertar un emoji muerto de la risa. Para 2026 (ahora sí), se eliminará la multipropiedad. Qué importa la multipropiedad si todos los dueños son personas de honor, que más da si los 18 equipos son de una televisora o dos. El problema es el bajo nivel del futbol mexicano.

Cualquiera que alguna vez ha jugado futbol u otro deporte, sabe que la única fórmula para mejorar el rendimiento, es competir con otros mejores que tú. Sólo de esa manera se puede tener noción de que tan bueno puedes ser. Y no encuentro en toda la verborrea de ayer y las fantasías del tío Mikel, ideas concisas de como van a trabajar para el futbolista mexicano se revalore en el mercado.

En efecto, se redujo el número de futbolistas mexicanos en ligas europeas de primer nivel. Será acaso que simplemente existen nuevos semilleros con más potencial en África, Asia, Medio Oriente, aparte de la mina número uno Sudamérica. Somos un país muy futbolero, pero no contamos con una cultura de formación como existe en Brasil o Argentina, por ejemplo. Y tampoco tenemos la infraestructura ni poderío económico como Alemania o Estados Unidos con el que hacen del deporte un eje fundamental en la formación de su sociedad.

En ningún momento se habla de un verdadero proyecto para la detección y desarrollo de niños y adolescentes que juegan al futbol. ¿Revisarán, monitorearán y harán una verdadera autocritica de las fuerzas básicas de cada equipo? El dinero de patrocinadores que ahora presumen, ¿será destinado a estas causas? ¿Un cuadrangular amistoso con Conmebol para el roce internacional? Nada nuevo en el Comité de las Fantasías del futbol mexicano.