Avatar del Rozones l

Rozones

La Corte, a aguantar el huracán que viene

ROZONES

Rozones l
Rozones
Por:

Nos hacen ver que la difusión del proyecto de resolución sobre la consulta que solicitó el Presidente para llevar a juicio a expresidentes, hizo a muchos recordar el dicho aquel de que “en casa del jabonero el que no cae resbala”. Y es que el ministro Luis María Aguilar propone echarla para abajo por ser “un concierto de inconstitucionalidades”. Nos comentan que ante una circunstancia de extrema polarización no se puede esperar otra cosa que un fuerte bombardeo hacia el autor de la propuesta y hacia quienes eventualmente la respalden. A quienes no apoyen esa tesis, también les espera lo mismo de los sectores críticos de la 4T, que tampoco son poquitos ni silenciosos. De un lado la descalificación será por “los privilegios” y la confianza. Del otro lado, por “la sumisión al poder presidencial”. Vienen días duros bajo el reflector para los ministros.

• Una mañanera muy frontal

La conferencia mañanera de ayer podría decirse que fue una de las más frontales si se considera la cantidad de personas, empresarios, políticos e instituciones a las que se refirió el Presidente en tono de cuestionamiento: De las denuncias de corrupción en el Indep vertidas por Jaime Cárdenas, dijo que era un asunto politiquero; cuestionó a quienes ponen sus peros al rescate de Pemex y CFE tachándolos de “neoliberales”; al titular de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, lo “acusó” de apoyar a Frena y no dar la cara en la polémica e invitó a los escritores Aguilar Camín y Krauze a “instalar también su tienda de campaña en el Zócalo junto a ese movimiento; sobre el conflicto del agua en Chihuahua denunció que nogaleros acaparan el vital líquido de quienes ofreció revelar su identidad.

• Mundo alterno en Morelos

Nos cuentan que el gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco, vive en un mundo paralelo, donde todo sale a pedir de boca. Para él, en palabras de su mano derecha, el secretario de Gobierno Pablo Ojeda Cárdenas —quien, por cierto, siempre sale a dar la cara por su jefe en los peores momentos—, la estrategia de seguridad que implementó su administración es “la más acertada” y no hay motivo para cambiarla, ni siquiera los 2.2 homicidios dolosos que promedia el estado al día, ni los 4 feminicidios que se denunciaron sólo en esta semana ni los robos a joyerías, que ya son comunes a plena luz del día en la violenta ciudad de la eterna primavera. Si la incontable lista de hechos no inmutan al exfutbolista para rectificar el rumbo, ¿qué tendrá que pasar? Al tiempo.

• La CNTE, para variar

Los maestros de la CNTE literalmente mantienen en jaque la comunicación ferroviaria en puntos sensibles de Michoacán: Uruapan, Maravatío, Lázaro Cárdenas, Múgica, Pátzcuaro y Morelia. Los reclamos de los profesores no sólo impactan a la economía estatal. El daño trasciende a todo el país. No obstante lo anterior, los integrantes de la Coordinadora y normalistas han dado muestras de agresividad hacia las autoridades que, además de soportar el golpe económico, han cargado con varios uniformados heridos en los enfrentamientos con los quejosos, a los que se le suman estudiantes de la Organización de Normales Oficiales del estado, lo que ha provocado que se incremente la tensión en los puntos ocupados. Una total desconsideración a los ciudadanos que siempre la terminan pagando, nos comentan.

• Quieren más renuncias

Nos aseguran que el Frente Nacional Ni Una Menos, el que tomó y luego dejó las instalaciones de la CNDH, tras exhibir, por cierto, cortes de carne que ahí se guardaban, no sólo va a aumentar la presión por la renuncia de la ombudsperson, Rosario Piedra. A la lista de funcionarios de los que demanda su dimisión está ya también el subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas. Su queja es que desde que atendió a los familiares de víctimas de desaparecidos que instalaron un plantón en el Zócalo, hace tres meses, el funcionario no volvió a recibirlos. Ese grupo, por cierto, ayer fue recibido en las instalaciones de Bucareli, pero a su salida reclamó haber recibido un trato déspota. La dependencia, a cargo de Olga Sánchez Cordero, informó, por su parte, que víctimas fueron atendidas desde las 11:00 hasta las 17:30 horas de manera continua. O sea, cada uno su versión.

• ¿Antídoto al vandalismo?

Y fue en el Congreso de la CDMX donde un diputado cree haber encontrado la solución al problema que causan los grupos de hombres y mujeres encapuchados que suelen generar destrozos en sus manifestaciones. Resulta que el diputado Nazario Norberto Sánchez, presentó una iniciativa para que se sancione hasta con 36 horas de trabajo comunitario a quienes en esas movilizaciones dañen monumentos históricos e instalaciones públicas. El legislador morenista, nos aseguran, considera haber hallado el hilo negro para inhibir esas conductas que generan, en principio, grandes molestias y la necesidad de gastar recursos públicos en restauraciones. Sin embargo, nos señalan, que lo complicado será siquiera tratar de detener a una de estas personas para imponerles la sanción administrativa. Capaz que llegan los daños, pero a los juzgados cívicos. ¿Será esa la solución?