Adiós a Edith González, símbolo femenino de fortaleza

Viudo de Edith González la honra con ofrenda de muertos
Por:

Aun en la enfermedad Edith González se caracterizó por lucir impecable y exaltar su belleza natural, y sobre todo mostrar una fortaleza que contagió desde a su hija Constanza, a quien el año pasado en una carta le escribió: “la vida no es fácil, más cabronamente hermosa”, hasta a las mujeres que como ella padecían cáncer; les decía: “sean fuertes”.

Muestra de ello es el mensaje fijado en su cuenta de Twitter: “querido pasado, gracias por tus enseñanzas. Querido futuro, estoy preparada”.

Sus amigos nunca la vieron mal, de pies a cabeza se mostraba perfecta, así transmitía sus ganas de vivir, pese a la adversidad.

“Es un shock para todos nosotros lo que sucedió, no nos lo esperábamos así, queremos recordar a Edith como todos la conocemos: alegre, fuerte y luchadora”

Mauricio Islas

Actor

Ayer, a los 54 años de edad, este símbolo femenino de fortaleza, apagó su luz a las 10:49 horas, tras una difícil batalla contra el cáncer de ovario que padecía desde 2016, confirmó su esposo Lorenzo Lazo.

Su ímpetu y profesionalismo no los abandonó hasta sus últimos días. Recientemente se le vio a cuadro portando un vestido de noche, bella y radiante, en el reality show Este es mi Estilo, de TV Azteca.

“Lamento el fallecimiento de Edith González, una gran mujer y excelente actriz. Mis condolencias y solidaridad para su familia, compañeras y compañeros”

Sergio Mayer

Diputado

Por ello la noticia de su deceso cayó por sorpresa a sus amigos y colegas: “es un shock para nosotros, no lo esperábamos así; queremos recordarla como todos la conocíamos: alegre, fuerte y luchadora”, dijo consternado el actor Mauricio Islas, durante el velorio que tuvo lugar ayer en el Panteón Francés y al que acudieron personalidades como Lorena Velázquez, Andrea Noli, Hugo Stiglitz, Sergio Mayer, Sherlyn y Erika Buenfil.

Para sus colegas siempre fue un ejemplo a seguir, Sherlyn se queda con su pasión por la vida; Yadhira Carrillo, con la mujer que motivaba a otras.  Ejemplo de ello, fue aquel 2017 cuando durante una alfombra en la que dijo con firmeza: “¡de salud todo bien, sólo tengo cáncer!”.

Una vez bailó a ritmo de cumbia para las mamás de enfermos de cáncer que se encontraban internados en el Instituto de Pediatría. Fue solidaria.

“¡Güera te vamos a extrañar! No hay dolor más duro que el que está sintiendo tu mami a la cual abrazo con mucho cariño”

Leticia Calderón

Actriz

Edith González era rubia, de cabello dorado y de ojos azules tan bellos como el mar, se sabía elegante, pero también sensual. Su talento la llevó a dar vida a personajes que hoy son ícono de la televisión mexicana y latinoamericana. Fue además, la mejor Aventurera.

Su primer gran personaje, la villana Leonela Villarreal, lo encarnó en Rosa Salvaje (1987), donde compartió créditos con Verónica Castro y Guillermo Capetillo. Pero fue en 1993 cuando adquirió fama internacional por su papel de Mónica de Altamira en Corazón Salvaje, una actuación entrañable para una generación que creció con las telenovelas, antes de la llegada de plataformas digitales.

En 2001, en Salomé, interpretó a una estrella de un oscuro cabaret, que encantó a toda Latinoamérica.

Dichas telenovelas la pusieron en la cima de la fama, pero su más emblemáticos es el de Elena Tejero, protagonista de la puesta escénica musical Aventurera. González fue la primera en ser seleccionada para el papel por Carmen Salinas y las hermanas Vallejo, por ello, a sus 34 años y con una elegante figura desbordante de sensualidad, la estelarizó de 1997 a 1998, al igual que una década después, de 2005 al 2008.

La rubia regiomontana no fue la primera en bailar en el cabaret de Rosaura —la primera en vestir la piel de la joven Elena fue la cubana Ninón Sevilla en el filme de 1949—, pero su magnífica actuación le dio la inocencia infantil y fría sensualidad vengativa que ha inmortalizado al personaje en la memoria de distintas generaciones.

“Fue la mejor Aventurera porque le creías la niña buena, con la maletita llegaba y se la llevaba Lucio el guapo y le creías que era la niña buena que iban a vender”, afirmó Carmen Salinas sobre la actuación de La Güera, como la llamaban cariñosamente.

El Dato: Su madre la llevó a Siempre en domingo, ahí el público la eligió para interpretar un papel junto al actor Rafael Baledón. A partir de ese momento inició su carrera en la actuación.

Su éxito fue fruto de años de trabajo en el mundo de la actuación, donde inició desde su infancia. Le gustaba participar en las obras que se montaban en su escuela y a sus escasos seis años apareció en su primera telenovela, Lucía y la Sombra.

En su niñez también formó parte del elenco de filmes como Canción de navidad (1974) y Ciclón (1977)

Por eso, hoy, en reconocimiento a su fructífera trayectoria, a las 11:00 horas a Edith González se le rendirá un gran homenaje en el Teatro Jorge Negrete, de la Asociación Nacional Actores, tal y como lo deseó.

Te puede interesar:

http://www.3.80.3.65/entretenimiento/familiares-y-amigos-despiden-a-edith-gonzalez-panteon-frances-muerte-actriz-velorio-funeral/

http://www.3.80.3.65/entretenimiento/edith-gonzalez-aventurera-salome-nuevo-leon-los-ricos-tambien-lloran-corazon-salvaje/