Recomendaciones para tu cuidado

Alimentación y ejercicio, las claves para mantener un corazón sano

El cardiólogo geriatra David Ulises Domínguez Rivera explica la importancia de la prevención; quienes tuvieron buenos hábitos de jóvenes tendrán una mejor vejez

22-1
Se aconseja acudir a revisiones médicas después de los 40 años de edad.Foto: Especial
Por:
  • Karen Rodríguez .

El corazón es el motor del cuerpo humano por lo que requiere cuidados con acciones preventivas, ya que las enfermedades cardiovasculares, especialmente el infarto, son la principal causa de muerte y de hospitalizaciones en México.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) dichos padecimientos son catalogados como no transmisibles y cobran la vida de 17.9 millones de personas cada año.

En ese sentido, para el doctor David Ulises Domínguez Rivera, cardiólogo geriatra, director general de CARDIO&GERIATRICS Alta Especialidad, lo más importante para tener una buena salud del corazón es prevenir, además de tener buena alimentación, hacer ejercicio y realizarse estudios médicos.

“Parte de la responsabilidad de todo el personal de salud es hacer difusión de las medidas de prevención. Por ejemplo, detecciones tempranas, checarse el corazón con un electrocardiograma, estudios para ver el colesterol que empieza a elevarse y muchas veces no da ningún síntoma, sobre todo el de baja densidad o LDL, el cual está relacionado con la aterosclerosis, cuando las arterias se van tapando, llenando de grasa y uno de los principales factores de los infartos”, dijo el cardiólogo Domínguez Rivera en entrevista con La Razón.

Las personas que envejecen de manera más saludable o exitosamente son quienes cuidaron su salud cardiovascular, en general tuvieron buenos hábitos

David Ulises Domínguez Rivera, Cardiólogo geriatra

El especialista hizo énfasis en que exista un diagnóstico oportuno y tener un estilo de vida saludable: evitar factores de riesgo como el consumo de cigarro y el estrés laboral.

El cardiólogo Domínguez Rivera explicó que para cuidar al corazón, una de las dietas recomendadas es la “mediterránea”: privilegiar el consumo de verduras, frutos secos, pescado; es decir, productos en su mayoría de origen marítimo porque éstos tienen ácidos grasos como el omega 3 y 6 que ayudan a un buen control de los lípidos del corazón.

Ten una dieta que incluya 25 y 30% proteínas; 50 y 60% carbohidratos; entre 15 y 20%; y 30 y 50% verduras.Foto: Especial

“Tenemos el colesterol HDL que funciona como un protector cardiaco y el LDL, el cual va tapando las arterias; entonces, los ácidos grasos buenos como el omega 3 y el 6, que se encuentran en el pescado, en el aceite de oliva; por ejemplo, van a favorecer nuestro perfil de las grasas o de lípidos. Este tipo de dieta mediterránea ha demostrado ser muy saludable para el corazón”, mencionó.

Pidió evitar el consumo de alimentos fritos o muy procesados, los cuales contienen grasas que no son procesadas bien por el cuerpo y son dañinas para el corazón y las arterias.

Haz alguna actividad física, puede ser desde caminatas y correr, hasta practicar algún deporte.Foto: Especial

La actividad física es fundamental para el cuidado del órgano, por lo que el director general de CARDIO&GERIATRICS Alta Especialidad indicó que cada persona requiere de ejercicios diferentes según sus características. Recomendó tener una rutina bajo prescripción para no afectar otras partes del cuerpo.

“Aconsejo una valoración médica, probablemente también una evaluación nutricional y un programa de ejercicios supervisado por un especialista”, afirmó el cardiólogo.

Señaló que para mantenerse activo no se requiere practicar un deporte específico o ir tres horas al gimnasio, ya que existen diferentes opciones como realizar ejercicio en casa: subir y bajar escaleras o hacer caminatas.

Gráfico

¿Desde qué edad se deben hacer chequeos del corazón?

El cardiólogo David Ulises Domínguez Rivera indicó que cada caso es individual, pero si se tiene algún familiar de primera línea

—padres, abuelos o hermanos— que hayan tenido un infarto a una edad joven, sugirió comenzar a vigilar el colesterol y hacer estudios complementarios desde los 20 años de edad.

Mientras que hablando de manera general, tomando en cuenta el estilo de vida en México y el patrón alimenticio de los mexicanos, el especialista recomendó que a partir de los 40 años es importante acudir a una valoración; hacerse estudios generales de glucosa, de lípidos, de niveles de colesterol, entre otros.

“Hay que tener un electrocardiograma de base porque muchas veces hay ciertos detallitos en la conducción cardiaca que no dan síntomas como tal, pero están presentes en una edad adulta joven, entonces si contamos con un estudio de base, ahí se puede ver cómo está el corazón en ese momento para que, si en un futuro tienes dolor en el pecho o falta de aire, se pueda comparar”, abundó.

Domínguez Rivera recalcó la importancia de tener un cuidado adecuado de este órgano de nuestro cuerpo. Comentó que como cardiólogo geriatra puede analizar en retrospectiva los hábitos que tuvieron sus pacientes para llegar con un corazón sano a la tercera edad.

“De acuerdo con mi experiencia, las personas que envejecen de manera más saludable o exitosamente son aquellas que cuidaron su salud cardiovascular, en general tuvieron buenos hábitos, hicieron algún tipo de actividad física.

“Vemos mucha diferencia entre gente que se enferma de equis enfermedad, pero tiene un estilo de vida más activo, que el de alguien que nunca hizo ejercicio y fue muy sedentario, no hizo ejercicio ni tuvo una alimentación sana”, concluyó el experto.

Tips para una vida saludable

  • Ten una dieta que incluya 25 y 30% proteínas; 50 y 60% carbohidratos; entre 15 y 20%; y 30 y 50% verduras.
  • ​Revisa tu presión arterial, deber ser de entre 80 y 120 mmHg; si es de más de 120 o menos de 80 es un riesgo.
  • ​Haz alguna actividad física, puede ser desde caminatas y correr, hasta practicar algún deporte.
  • ​Evita fumar, ya que está relacionado con padecimientos como el cáncer o enfermedades cardiovasculares.