"Obligación prioritaria del Estado"

ONU-DH condena homicidio del defensor Jesús Bañuelos en Hidalgo

La ONU-DH demandó investigar el asesinato del defensor de derechos humanos Jesús Bañuelos Acevedo; recordó la importancia del Acuerdo de Escazú para la protección de los activistas por el medio ambiente

Jesús Bañuelos Acevedo, defensor de derechos humanos.
Jesús Bañuelos Acevedo, defensor de derechos humanos.Foto: Especial
Por:
  • Jorge Butrón

La Comisión de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH) condenó el asesinato del defensor de derechos humanos Jesús Bañuelos Acevedo, cometido el 20 de junio de 2022 en el municipio de Atitalaquia, Hidalgo.

“El asesinato del señor Bañuelos Acevedo es otra trágica evidencia de la grave violencia que busca acallar las voces de quienes defienden los derechos económicos, sociales y culturales en el país y promueven el derecho al medio ambiente como un bien de toda la sociedad. Cabe recordar que el Estado tiene el deber primordial de prevenir, investigar, sancionar y reparar las violaciones de derechos humanos cometidas contra personas defensoras del medio ambiente, sin importar quién sea el perpetrador”, señaló Guillermo Fernández-Maldonado, representante de la ONU-DH en México.

El funcionario internacional señaló que el defensor de la salud y del medio ambiente fue ultimado cuando resguardaba un campamento instalado para protestar contra la operación del Centro Regional de Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos, ubicado en Atitalaquia, Hidalgo.

Además, de acuerdo con testigos en la zona, un grupo armado irrumpió en el campamento, agredió a dos activistas y disparó en la cabeza a Jesús Bañuelos Acevedo.

Ante ello, Guillermo Fernández-Maldonado expresó que el Estado debe promover la comunicación y transparencia con las comunidades locales potencialmente afectadas por el impacto de sus proyectos, así como para reparar cualquier daño y garantizar la no repetición.

Es ante estas circunstancias que se revela la importancia de la efectiva aplicación del Acuerdo de Escazú, firmado y ratificado por México, que consagra la protección de las personas defensoras ambientales como una obligación prioritaria del Estado, pues para gozar del derecho al medio ambiente sano, se debe proteger a quienes lo defienden

Guillermo Fernández-Maldonado, representante de la ONU-DH en México

La ONU-DH hizo un llamado a las autoridades mexicanas para que a la brevedad investiguen el caso, encuentren a los responsables y los sancione de acuerdo a la ley.

MAEP