Funcionarios “gandallas” pasan por INE, Pemex, SAT…

Sacan jugo al INDEP; se despachan con la cuchara grande en liquidaciones

Cuando renunció Jaime Cárdenas al Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado, 10 de sus colaboradores también dejaron el organismo, pero con liquidaciones hasta de medio millón de pesos

indep
Liquidaciones de más de medio millón de pesos recibieron funcionarios del INDEP por poco más de dos mese de trabajo.Foto: Cuartosocuro
Por:

La renuncia de Jaime Cárdenas Gracia a la dirección del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado (INDEP), registrada el 22 de septiembre de 2020, provocó la salida de 10 de sus cercanos colaboradores, quienes recibieron liquidaciones irregulares.

Cada uno de ellos recibió el finiquito correspondiente a un año de labores, aunque la mayoría solo trabajo de uno a tres meses reveló el periodista Carlos Loret de Mola en su portal Latinus.

La Razón indagó sobre las actividades de estos funcionarios y descubrió que Fernando Ureña Rangel llegó el mismo día que Jaime Cárdenas al INDEP, el 16 de junio de 2020, trabajó dos meses y medio y se llevó una liquidación de 565 mil 711 pesos.

Ureña había laborado para el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAEB), antecedente del INDEP, durante la administración de Vicente Fox y Felipe Calderón, entre 2004 y 2007; renunció cuando fue invitado para trabajar en Petróleos Mexicanos (Pemex) Refinación, en la Subdirección Comercial como encargado de la Administración de Bienes Materiales, manejo de Recursos Humanos y Evaluación del Desempeño Comercial.

Unos años después, en 2014, con Emilio Lozoya como director de Pemex, se le asignó la gerencia de Ventas a Estaciones de Servicio de Pemex Refinería. Al mismo tiempo, lograba contratos de arrendamiento, a través de una empresa de su propiedad, con el gobierno de Michoacán, su registro como proveedor de servicios data de 2015.

Fernando Ureña también fue coordinador de asesores del director general de Pemex Refinación, Miguel Tame, entre el 1 de diciembre de 2016 y el 14 de agosto de 2017.

Durante tres años estuvo alejado de la función pública y regreso en junio de 2020 para ocupar la dirección Corporativa de Administración y Liquidación de Activos del INDEP.

Apenas medio año antes había obtenido dos estaciones de servicio de Pemex que mantiene en sociedad con Manuel Nocetti Tiznado y su hija Patricia Nocetti Villicaña, “Uruapilla” y “La Aldea”, ambas ubicadas en la ciudad de Morelia, Michoacán, y creadas el 30 de abril de 2019.

Mejor salario que el del Presidente

La Razón también encontró que siete de los funcionarios involucrados violaron la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, pues ganaban más que el Presidente de la República. En 2020 el presidente, Andrés Manuel López Obrador tuvo un salario de 111 mil 990 pesos.

Además, al menos cuatro de estos exfuncionarios se conocieron trabajando en el Instituto Nacional Electoral (INE), Gabriel Salvador González Pérez, Luis Rodrigo Sánchez, Marco Vinicio Gallardo y Adrián Benítez.

Otros dos lo hicieron en el Servicio de Administración Tributaria (SAT), Andrés Álvarez Kuri y Stephany Anjarath Carmona Barón, y dos trabajaron en Petróleos Mexicanos (Pemex), Fernando Ureña y Álvarez Kuri. Son funcionarios que han logrado encontrar empleo en diferentes administraciones federales y ocupando diversos cargos.

Otro de ellos, Federico González Rosales, fue colaborador cercano del exsecretario de Finanzas de la Ciudad de México Mario Delgado. Incluso una periodista, Martha Elena Ramírez figura entre los personajes que recibieron estos recursos.

Otro de los directores del INDEP que renunciaron el mismo día que Jaime Cárdenas es Andrés Álvarez Kuri, a quien le asignaron un salario de 144 mil 564 pesos y recibió una liquidación por 565 mil 711 pesos por dos meses y medio de trabajo.

Kuri inició su carrera pública en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari, en la Secretaría de Hacienda, cuando el titular era Pedro Aspe Armella.

Más tarde, Álvarez Kuri fue administrador central de Operación de la Fiscalización y finalmente subtesorero de Fiscalización en la administración del regente capitalino Óscar Espinosa Villarreal.

En 1997 pasó a la Contraloría interna del Instituto Mexicano del Seguro Social y en 1999 lo invitaron a la iniciativa privada, dirigió la empresa Isla Caribe Rent.

Regresó a la administración pública en 2001 como Contralor interno de Pemex gas y Petroquímica Básica.

Fue nombrado asesor en la subsecretaria de Administración y Finanzas de la Secretaria de Salud en 2003. Al año siguiente ingresó al SAT como Administrador Local de Auditoría Fiscal. En 2006 se retiró ya como Administrador General de Auditoría Fiscal Federal. El titular del SAT era José María Zubiría Maqueo.

Andrés Álvarez fungió entre 2006 y 2015 como Oficial mayor de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos. Ahí trabajó con tres titulares distintos: José Luis Soberanes, Raúl Plascencia y Luis Raúl González Pérez.

Volvió a la Secretaría de Hacienda en 2016, cinco meses antes de que Luis Videgaray saliera de la dependencia, aunque ahora como administrador General de Evaluación en el SAT, su jefe era Aristóteles Núñez.

Funcionarios multiusos

Néstor Daniel Palancares Noriega en 2010 inició su carrera en la administración pública con el gobierno de Oaxaca donde se desempeñó como coordinador General de Planeación en la Secretaría General de Gobierno, cuando gobernó Gabino Cué Monteagudo.

Lo contrataron en la Sedesol un mes antes de que saliera José Antonio Meade de esa cartera; ahí Palancares era director de operación central en la dirección General de Opciones Productivas.

Palancares Noriega pasó a Liconsa donde fue responsable de la Dirección de Abasto Social y al año siguiente, ya con la administración actual colaboró en Segalmex, como gerente de producción.

Es, junto con Fernando Ureña, el único que declaró tener negocios propios, en su caso, una empresa de autotransportes.

Néstor Daniel inició en el INDEP el 16 de junio junto con todos los que fueron liquidados. Era director corporativo con un sueldo de 139 mil 663 pesos y su liquidación fue de 546 mil 962 pesos por dos meses y medio de labores.

Luis Rodrigo Sánchez Gracia es doctor en derecho por la Universidad de Buenos Aires y en el INDEP se desarrolló como director corporativo jurídico, él estuvo del 16 de abril al 30 de septiembre de 2020 y recibió 542 mil 644 pesos, tenía un sueldo de 139 mil 663 pesos y recibió un finiquito de 546 mil 962 pesos.

Antes de este cargo trabajó para el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación como Dictaminador en la secretaría Administrativa, es una especie de asesor jurídico.

Inició su carrera pública en 2002 como coordinador de Efectividad de Garantías en la Secretaría de Hacienda. Duró menos de un año en el puesto.

Entre 2008 y 2009 fue asesor del presidente del INE, Leonardo Valdés Zurita. Al año siguiente ocupó la dirección de Quejas y Procedimientos Oficiosos y entre 2011 y 2015 fue director de Análisis e Integración.

En 2016 fue nombrado jefe de unidad del Centro Nacional de Energía, en el Órgano Interno de Control. En 2018 formó parte del equipo del magistrado Reyes Rodríguez Mondragón donde era Secretario de Estudio y Cuenta en el TEPJF.

Se separó de la ponencia para asumir como jefe de la unidad de capacitación de la Escuela Judicial Electoral apenas en julio de 2019 y el 30 de septiembre dejó el cargo, porque le ofrecieron ser el jefe de la Unidad Académica de la misma escuela. De acuerdo con su currículum, pasó 15 días como profesor investigador de la Escuela judicial para irse a trabajar al INDEP como titular de la Dirección Corporativa Jurídica.

Coinciden en el INE

Marco Vinicio Gallardo Enríquez era director corporativo de Administración y Finanzas del INDEP, tomó posesión del cargo el 1 de agosto de 2020 con un sueldo mensual de 144 mil 564 pesos, aunque solo trabajó un mes le pagaron 542 mil 644 pesos por su finiquito.

Stephany Anjarath Carmona Barón, egresada del Centro Universitario México (CUM), inició como abogada corporativa en el despacho Zepeda, Solís, Martínez y Asociados, donde realizaba auditorías a empresas y revisaba documentos legales. Entre septiembre de 2003 y junio de 2004, fue más como prácticas profesionales o su servicio social.

Ingresó al INDEP el 1 de julio de 2020 y se retiró el 30 de septiembre, laboró cerca de tres meses. Ella ocupó la dirección Corporativa de Bienes muebles con un salario de 122 mil 512 pesos y obtuvo un finiquito por 474 mil 316 pesos.

Federico González Rosales fue director Ejecutivo de la Junta de Gobierno, Comités y Transparencia del INDEP con un sueldo de 122 mil 512 pesos; al igual que Stephany ingresó al instituto el 1 de julio de 2020 y salió el 30 de septiembre con un finiquito de 474 mil 316 pesos.

Adrián Benítez Ruiz es egresado de la UNAM donde cursó la carrera de Ciencias Políticas y Sociales, es también parte del equipo que llegó del INE junto con Luis Rodrigo Sánchez, Marco Vinicio Gallardo y Gabriel Salvador González Pérez.