Hasta ayer estaba al 102 por ciento de su capacidad

Tequisquiapan y San Juan, los más afectados

Debido al desbordamiento de la presa Centenario y el río San Juan, la madrugada de este lunes fueron evacuados al menos 60 hogares y negocios

Tequisquiapan
.Tequisquiapan y San Juan, los más afectadosFoto: Leonardo Ramírez
Por:
  • Frida Sánchez

Los municipios de Tequisquiapan, San Juan del Río y Huimilpan, en Querétaro, son tres de los más afectados del estado por las lluvias de las últimas horas.

Debido al desbordamiento de la presa Centenario y el río San Juan, la madrugada de este lunes fueron evacuados al menos 60 hogares y negocios de Tequisquiapan; además, un centenar de turistas fueron rescatados en lanchas por elementos del Ejército Mexicano, ante la subida del nivel del agua en calles y avenidas.

Ante la emergencia en este municipio, ayer se suspendieron las clases y se cerraron los pasos carreteros en varios puntos, debido a las inundaciones.

Este lunes, el gobernador Francisco Domínguez Servién emitió un mensaje a la ciudadanía, en el que aseguró a las comunidades de esos tres municipios que “no están solos” y que recibirán apoyo ante la situación.

“He instruido se brinde todo el apoyo humano y material requerido; en cuanto sea posible, se levantará un padrón puntual de las afectaciones”, anunció el gobernador, en un mensaje que publicó en redes sociales.

En San Juan del Río, fueron evacuadas decenas de familias de las comunidades La Rueda, Los Nogales, Los Agaves y Manantiales.

La emergencia por las inundaciones en el Valle de México aún es latente. Ayer, la Comisión Nacional del Agua alertó a los estados de Hidalgo, Querétaro, San Luis Potosí y Veracruz por el aumento del desfogue de la presa Zimapán, de 300 a 400 metros cúbicos por segundo, ante las lluvias que cayeron en la región desde la noche del pasado 17 de septiembre.

El desfogue podría ocasionar más inundaciones en algunas zonas de esos estados, por lo que desde la tarde se alertó a la población de Tamazunchale, San Luis Potosí -uno de los que más vulnerables, por su ubicación cerca de la presa, que hasta ayer estaba al 102 por ciento de su capacidad-, para iniciar la evacuación de la zona ante el riesgo.