Estridente economista

Javier Milei, de la TV al umbral de la Casa Rosada en tres años

El aspirante ultraderechista Javier Milei ganó la presidencia en Argentina en segunda vuelta al dar la vuelta a la preferencia de la primera ronda en octubre pasado

Los partidarios del candidato presidencial argentino Javier Milei se reúnen frente a su sede, durante la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Argentina, en Buenos Aires, Argentina, el 19 de noviembre de 2023.
Los partidarios del candidato presidencial argentino Javier Milei se reúnen frente a su sede, durante la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Argentina, en Buenos Aires, Argentina, el 19 de noviembre de 2023.Foto: Reuters
Por:
  • Reuters .

Cuando en el 2020 Javier Milei anunciaba su ingreso a la política argentina porque quería "meterse en el sistema para dinamitarlo", pocos hubieran aventurado que siquiera lograría la banca de diputado por la que se anotaba por competir.

Hasta ese momento, el estridente economista libertario con peinado salvaje formaba parte de las filas de opinadores del mundo de la televisión, donde, lejos de la política, predicaba contra el Estado elogiando a Al Capone o destruyendo con furia una piñata del banco central argentino.

Sin embargo, tres años después -ya como diputado nacional- el autoproclamado anarcocapitalista de 53 años compitió en un balotaje por la presidencia contra el poderoso partido peronista, con serias posibilidades de obtenerla.

Con una inflación que cerraría el año por encima del 150%, reservas netas de divisas en rojo y una inestable moneda local, el 2023 parece coronar un largo camino de deterioro económico y social que atraviesa a gobiernos de las dos principales fuerzas políticas: el peronismo y el conservador Juntos por el Cambio (JxC).

En este contexto de creciente descontento con los partidos tradicionales, Milei y su flamante La Libertad Avanza (LLA) lograron un ascenso tan dramático como inesperado, que ha sido comparado con el de Donald Trump en Estados Unidos y el de Jair Bolsonaro en Brasil tanto por sus estatus de 'outsiders' políticos como por sus agendas de ultraderecha.

"Daremos fin a la casta política parasitaria, chorra (ladrona), inútil que hunde a este país", dijo Milei en referencia al peronismo y JxC tras su gran desempeño en las primarias de agosto, una impensada victoria simbólica que hizo saltar por el aire la lógica bipartidaria de Argentina de las últimas décadas.

La campaña, sostenida fuertemente en redes sociales y con amplia repercusión en los segmentos jóvenes, fue construida en base a promesas de una dolarización de la economía argentina, "prender fuego" al banco central y eliminar la obra pública o ideas como la mercantilización de los trasplantes de órganos.

Tras obtener un segundo lugar en la primera vuelta presidencial de octubre, Milei se enfrentó este domingo al actual ministro de Economía, el experimentado Sergio Massa, en una definición que hasta hace poco ningún analista hubiera considerado factible.

Motosierras, perros y thatcherTHATCHER

"Si Javier se peinara prolijito, si Javier no se enojara, ¿alguna vez lo hubieran invitado a hablar?", dijo Diana Mondino, una economista de LLA que podría ser la próxima canciller argentina de ganar Milei el balotaje.

Además de su llamativo pelo desprolijo, Milei ha aparecido en decenas de actos de campaña empuñando una motosierra como símbolo del ajuste fiscal que planea aplicar o con un gigante billete de 100 dólares con su rostro en el lugar del del expresidente estadounidense Benjamin Franklin.

Pero la excentricidad de Milei no se limita a su utilería de campaña, ni su repercusión a Argentina.

El mes pasado el comediante John Oliver dedicó un segmento paródico de su programa en la cadena estadounidense HBO al candidato ultraliberal, citando, entre distintos temas, una nota de Reuters sobre la excéntrica relación del economista con sus perros, a los que ha considerado los "mejores estrategas del mundo".

El excomentarista volvió el domingo a generar polémica cuando dijo durante un debate con Massa que la exprimera ministra inglesa Margaret Thatcher fue una "gran líder" y la comparó con la estrella de fútbol francés Kylian Mbappé.

Argentina mantuvo una breve guerra con Inglaterra en 1982 por el control de las Islas Malvinas, un archipiélago a 460 kilómetros de la costa argentina. Thatcher fue primera ministra de Inglaterra durante el conflicto que ganó el Reino Unido y es una figura muy resistida en el país austral.

Milei, que en las elecciones contó en su campamento con la presencia de miembros de la ultraderecha española Vox y de un hijo de Bolsonaro, también ha dicho que limitaría las relaciones diplomáticas con China y Brasil, los principales socios comerciales de Argentina, porque no hace "tratos con comunistas".

El 'error'

En una entrevista, Milei dijo que "para la lógica de la política, yo soy un error, porque justamente lo que vengo a hacer es a patear sus privilegios".

"No me importa quién sea mi rival en el balotaje, les gano a todos", agregó.

El libertario remontó hoy la diferencia que Massa le sacó en las elecciones de octubre, cuando el peronista moderado logró el 36,7% de los votos y él 30%.

Síguenos también en Google News

Leo