Arranca cumbre de tres días en Inglaterra

G7, sin cubrebocas, define mundo pospandemia

En la cumbre de líderes de los países más ricos del mundo empujan ceder mil millones de biológicos para naciones pobres; además, coinciden en mantener estímulos fiscales para detonar el crecimiento

c7
De izq. a der.: (adelante) Justin Trudeau, de Canadá; Joe Biden, de EU; Boris Johnson, GB; Emmanuel Macron, de Francia; Angela Merkel, de Alemania; (atrás) Charles Michel, del Consejo Europeo; Yoshihide Suga, de Japón; Mario Draghi, de Italia y Ursula von der Leyen, de la Comisión Europea, ayer.Foto: AP
Por:
  • La Razón Online

Los líderes del Grupo de los Siete coincidieron en la necesidad de continuar apoyando sus economías con estímulos fiscales, dijo una fuente familiarizada con las discusiones el viernes, el día de apertura de la cumbre del G7.

El respaldo a un mayor estímulo fue compartido por todos los líderes, incluida Angela Merkel de Alemania, que tradicionalmente se ha opuesto al fuerte endeudamiento para estimular el crecimiento, una posición que se ha relajado frente a la crisis del COVID-19.

El gobierno del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha estado presionando a sus aliados para que sigan gastando, mientras que la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, instó a sus colegas del G7 en febrero a "ir a lo grande".

La fuente dijo que los líderes del G7 creían que debería haber políticas a largo plazo para garantizar la salud de las finanzas públicas en el futuro, haciéndose eco de la posición de sus ministros de Finanzas que se reunieron a inicios de este mes en Londres.

La fuente aseguró además que los líderes creían que un aumento de la inflación posterior al confinamiento en muchos países sería temporal.

El primer ministro italiano, Mario Draghi, destacó la importancia de tomar medidas para reducir el desempleo, como el perfeccionamiento y ofrecer apoyo a los trabajadores más jóvenes, propuesta respaldada por el canadiense Justin Trudeau, según la fuente.

En el balneario ingles de Carbis Bay, Inglaterra, en el marco del primero de tres días de la cumbre, el primer ministro británico, Boris Johnson, espera que el G7 acepte donar mil millones de dosis de la vacuna contra el Covid-19 a los países más pobres durante su cumbre que inicia el viernes, y ayude a inocular al mundo para fines del próximo año.

Pocas horas después de que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, prometiera intensificar la batalla contra el coronavirus con una donación de 500 millones de inyecciones de Pfizer, Johnson dijo que Gran Bretaña entregaría al menos 100 millones de vacunas excedentes a las naciones más pobres.

Johnson ya ha pedido a los líderes del G7 que se comprometan a vacunar a todo el mundo para fines de 2022 y se espera que el grupo prometa mil millones de dosis durante su cumbre.

Por otra parte, el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, publicó en Twitter que los líderes del G7 reunidos en Gran Bretaña respaldarán la propuesta del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, para imponer un impuesto global de al menos el 15 por ciento a las corporaciones.

  • El dato: La reina Isabel de Gran Bretaña organizó ayer una recepción para los primeros ministros del Grupo de los Siete (G7), acompañada de miembros de la familia real.

Con información de Reuters.