Operación aún requiere ser aprobada

Canadian Pacific adquiere Kansas City Southern por 25 mil mdd

Con la adquisición, se creará el primer ferrocarril que atraviesa Estados Unidos, México y Canadá, que se beneficiará de un repunte en el comercio

08a29df5e35a233271f1c6613d0d23fb_XL
Kansas City Southern compra Canadian Pacific Railway LtdFoto: Especial
Por:
  • Reuters .

Canadian Pacific Railway Ltd acordó adquirir Kansas City Southern en un acuerdo de efectivo y acciones de $25 mil millones de dólares para crear el primer ferrocarril que atraviesa Estados Unidos, México y Canadá, que se beneficiará de un repunte en el comercio. 

Sería la mayor combinación de ferrocarriles norteamericanos por valor de transacción. 

Se produce en medio de una recuperación en las cadenas de suministro que fueron interrumpidas por la pandemia de Covid-19, y sigue a la ratificación del Acuerdo entre Estados Unidos, México y Canadá, el T-MEC, el año pasado que eliminó la amenaza de las tensiones comerciales.

“Piense en lo que hemos pasado, piense en la importancia que tiene en Norteamérica el nearshore que está ocurriendo. Esta red proporciona de manera única una cadena de suministro que permite a nuestros clientes y socios beneficiarse realmente de eso y aprovechar esa oportunidad ”, dijo el director ejecutivo de Canadian Pacific, Keith Creel.

La combinación necesita la aprobación de la Junta de Transporte de Superficie de Estados Unidos. Las empresas expresaron su confianza en que esto sucedería a mediados de 2022, dado que el acuerdo uniría al más pequeño de los siete ferrocarriles denominados Clase I en los Estados Unidos, que se encuentran en Kansas City y no tienen superposición en sus rutas. 

El ferrocarril combinado aún sería más pequeño que los cinco ferrocarriles de Clase I restantes.

“No lo veo como el tipo de consolidación que debería generar preocupaciones porque es lo que se llama una fusión vertical o de extremo a extremo. Sus redes encajan muy bien entre sí y ayudan a llenar América del Norte con un servicio real ”, dijo el economista Clifford Winston, miembro senior de Brookings Institution que se especializa en el sector del transporte.