Ante recesión global

Goldman Sachs empeora pronóstico para economía mexicana; prevé caída de 9.8%

Ajustó su pronóstico desde el 8.5 por ciento anterior; la economía mexicana se vio afectada por la severa caída de la demanda externa debido al COVID-19

Citibanamex prevé contracción del 9% de economía mexicana para 2020
"La respuesta de las políticas macroeconómicas de México ha sido decepcionante", señaló el economista en jefe de Goldman SachsFoto: Especial.
Por:

Goldman Sachs recortó su pronóstico para el Producto Interno Bruto (PIB) mexicano al dejarlo en una contracción de 9.8 por ciento anual, desde el 8.5 por ciento anterior.

El economista en jefe de Goldman Sachs para América Latina, Alberto Ramos, explicó que la actividad durante el segundo trimestre de 2020, la economía mexicana se vio fuertemente afectada por la severa caída de la demanda externa impulsada por la pandemia de COVID-19 y los protocolos y medidas de distanciamiento social que suprimen la demanda interna para limitar el movimiento y la actividad.

"Esperamos una fuerte contracción del PIB real en 2020 (9.8 por ciento) dada la caída muy significativa de la demanda externa de bienes y servicios mexicanos (recesión global), los menores precios de las materias primas y el severo impacto en la demanda interna por las medidas de distanciamiento para hacer frente al brote de COVID-19” comentó Alberto Ramos, economista en jefe de Goldman Sachs para América Latina.

Añadió que a comparación de otros pares latinoamericanos, la respuesta de las políticas macroeconómicas de México ha sido decepcionante.

"A pesar de contar con bastante espacio fiscal, la respuesta ha sido inadecuada. Las autoridades no parecen compartir el mismo sentido de urgencia de otros gobiernos regionales y hasta ahora han anunciado un pequeño paquete del 1.0 por ciento al 1.5 por ciento del PIB de medidas de base limitada y mal focalizadas, con un apoyo extremadamente limitado para el sector productivo del país", añadió.

El economista en jefe de Goldman Sachs para AL dijo que aunque el Banco de México (Banxico) anunció un paquete integral de medidas para respaldar el crédito y la liquidez del sistema financiero,, se sigue manteniendo una de las tasas de interés más altas de los mercados emergentes.

“El Banco Central anunció un paquete integral de medidas para respaldar el crédito y la liquidez del sistema financiero, pero ha sido notablemente conservador en la calibración de la política monetaria; con un 4.5 por ciento, México todavía tiene una de las tasas de política monetaria nominal y real más altas de los mercados emergentes”, consideró.

JVR