Domingo 17.01.2021 - 09:10

Avatar del Bibiana Belsasso

Bibiana Belsasso

“Diego decía: ‘lo que hice es mi vida, la pelota no se mancha’”

MUY PERSONAL

Bibiana Belsasso
Bibiana Belsasso
Por:

Se despidió una leyenda: Diego Armando Maradona. Platicamos con Eric Domergue (ED), periodista radicado en Argentina, quien ha seguido de cerca los pasos del gran astro del balompié. Su llegada a las canchas, sus triunfos, sus relaciones políticas y familiares.

ED: Maradona ha sido siempre un fenómeno, tanto dentro como fuera de un estadio de futbol, de una cancha, adentro creo que era indiscutido; afuera sí había quienes lo amaban y quienes también lo odiaban, especialmente porque siempre se ha enfrentado al poder, tanto al poder de la FIFA, la Federación Internacional de Fútbol Asociado, como también a ciertos poderes políticos y económicos. Maradona estuvo en Mar de Plata hace 15 años para decirle “no al ALCA (Área de Libre Comercio de las Américas)” en la cara de George Bush, y bueno, esa fue la parte más expuesta de Diego Armando Maradona que, como te decía antes, le valió aplausos, pero también le valió algunos golpes; y eso, creo, lo pinta de cuerpo entero. En la cancha era un fenómeno, se destacó, no hace falta que explique absolutamente nada, ¿no? Nos sorprendió la noticia, sabíamos que estaba mal, pero Diego Maradona 10, 20 veces se podría haber muerto y siempre se terminaba levantando. La última vez que lo vimos en público fue hace unas semanas, cuando retomó el campeonato de fútbol de primera división acá en Argentina y él, como director técnico del Club de Gimnasia y Esgrima La Plata, fue al inicio del partido, porque justo ese mismo día, 30 de octubre, él cumplía 60 años; y ahí se le vio muy desmejorado, estuvo unos minutos, saludó, obviamente no al público, porque era fútbol sin público, pero estuvo, lo aplaudieron los jugadores y los periodistas y nada más, y después se retiró, y fue la última aparición pública. A los pocos días lo operaron de la cabeza, tenía un coágulo y bueno, fue el episodio que quizá lo haya llevado, no sé si a la muerte, pero sí a un debilitamiento extremo que hoy nos llevó a esa muy nefasta noticia de que a los 60 años recién cumplidos Diego Armando Maradona había fallecido. Inmediatamente fue una gran congoja nacional, la gente salió a la calle, los medios transmitieron en cadena nacional, el propio presidente Alberto Fernández salió a hablar de él, lo que unía a Fernández con Maradona, además, es que Diego debutó en primera división a los 16 años en el club Argentinos Juniors, del cual el actual presidente es fanático, así que tenían algunos puntos en común y fue uno de los primeros en salir a saludar y lamentar esta pérdida.

BB: Tres días de luto nacional por el fallecimiento de Diego Armando Maradona, la Casa Rosada se vuelve celeste precisamente por Diego, ¿qué otros personajes han recibido este trato una vez fallecidos?

ED: Mira, hubo algunas grandes figuras nacionales, tanto de la política como de la cultura que tuvieron, digamos, celebraciones majestuosas a través de la historia, ¿no?, una de ellas fue Evita Perón; otro, en 1974, el propio Juan Domingo Perón; más acá en el tiempo fue el primer presidente de la democracia, Raúl Alfonsín, cuando falleció también tuvo una ceremonia multitudinaria. A nivel artístico recuerdo especialmente, obviamente Carlos Gardel, cuando murió hubo varios actos memoriosos, y más acá en el tiempo Mercedes Sosa, una gran folclorista argentina, conocida en todo el mundo y cuando falleció también fue muy marcado. Pero no recuerdo a ninguno que le abran la casa de gobierno de esa manera, con el agregado de que estamos en pandemia, por más que acá las medidas se han relajado mucho por el inicio del verano, falta poco, el calorcito, todo lo demás, hace que haya mucho más actividad en los espacios públicos al aire libre y entonces, bueno, la gran cantidad de actividades que estaban clausuradas hasta hace pocas semanas o pocos meses ahora están autorizadas, inclusive algunos espectáculos, con todos los cuidados de distanciamiento social, y evidentemente lo que va a ocurrir es un riesgo que las autoridades están tomando en cuenta, no sé si lo van a poder impedir, pero realmente el fenómeno es multitudinario. La gente está muy triste, han salido al centro de Buenos Aires, al obelisco, a la Bombonera, el estadio de Boca Juniors, del cual Maradona fue exjugador y era fanático, y otros lugares. Hace poquito acá ya de noche en Buenos Aires, como Diego Armando Maradona era el número 10, a las 10 de la noche, así como hasta hace poco se salía a aplaudir al personal de la salud, desde las ventanas o varias ventanas iban a aplaudir y avivar a Diego Maradona.

Un niño observa un mural de Maradona cerca del estadio de Argentinos Juniors, el pasado miércoles.Foto: AP

BB: Ahora, es un hombre que logró salir adelante, nace en una pobreza extrema y logra ser el gran astro del fútbol, el gran genio y es, como bien dices tú, uno de los personajes más importantes de Argentina el día de hoy, pero también vivió con muchos excesos, muchas mujeres, muchos hijos, ¿qué sabemos de su familia, de sus mujeres y de sus hijos?

ED: Sí, efectivamente, bueno, su vida privada, él mismo lo decía: “yo no quiero ser un ejemplo para nadie”. Cuando se retiró del fútbol, que fue un partido homenaje que se hizo en la cancha de Boca, al final del partido con invitados, con jugadores famosos que lo acompañaron, tomó el micrófono con un estadio lleno y una de las grandes frases, él tiene varias frases en su vida, y una de las grandes frases que dijo ahí es: “la pelota no se mancha, lo que yo hice no lo afecta el fútbol, es mi vida privada y yo soy el único perjudicado por todo esto”, y sí fueron evidentemente muchos, desde su época de jugador y, creo yo, mucho más cuando ya se retiró de la práctica deportiva, ¿no? Sabemos bien de sus problemas con la droga, estuvo varios meses y hasta año y medio en alguna oportunidad suspendido de jugar al fútbol por doping no para sacar ventaja deportiva, sino por cocaína, pero bueno, no podía impedir. Estos últimos años él decía que había dejado la droga, pero la bebida era su gran mal en estos momentos y estaban todos muy preocupados por el tema de la bebida y lo que tú dices también, su vida amorosa, familiar; cada tanto aparecía un hijo, una hija, le costaba reconocerlas, reconocerlos; hace poquito creo que terminó reconociendo 5, 6 hijas, más allá de las 2 que tuvo con su mujer, Claudia.

Estos últimos años él decía que había dejado la droga, pero la bebida era su gran mal en estos momentos y estaban todos muy preocupados por el tema de la bebida y también su vida amorosa, familiar; cada tanto aparecía un hijo, una hija, le costaba reconocerlas, reconocerlos

BB: Ahora, tuvo grandes relaciones políticas, ¿cómo pudo manejarlas? Se sabe, y él mismo lo reconoció, que durante muchos años Hugo Chávez incluso lo apoyó para su programa de radio que fue exitosísimo en toda América Latina.

ED: Sí, sí, él estuvo muy cerca de la Venezuela de Hugo Chávez y siguió con Nicolás Maduro, también le fue muy criticado, pero él sostuvo su fidelidad a Venezuela, a la actual Venezuela bolivariana hasta al final, y también muy cercano a Cuba; él había viajado a La Habana para un tratamiento, estuvo varios meses, no recuerdo cuántos, pero al menos seis meses internado y viviendo en La Habana y se hizo muy amigo, se acercó mucho a Fidel Castro, a quien él mismo reconocía como amigo, y hay muchas fotos donde se los ve juntos, intercambiando pelotas de fútbol o la gorra verde oliva de Fidel, etcétera, y hasta el último momento él sostuvo esa amistad y esa fidelidad con Cuba en particular y con Fidel en especial, a tal punto, mira tú la ironía del destino, el 25 de noviembre que murió Maradona, hace exactamente día por día 4 años que falleció Fidel Castro, murieron un mismo día.