Miércoles 21.10.2020 - 08:12

Llega a las salas de cine

“Espías en manada”, animales en el intento por salvar el día

La película hace referencias a la saga de James Bond; la trama guarda pocas sorpresa, salvo los giros para revelar al villano

Espías en manada
Fotograma del filme "Espías en manada".Especial
Por:

Tomar arquetipos propios de los buddy Films como base para los protagonistas, mezclando la comedia con acción explosiva al estilo de producciones de alto presupuesto como Bad boys, dentro de un universo futurista altamente tecnológico y con una historia que se alimenta de los clásicos de espías, además del agregado que hace la diferencia: que todos los personajes sean animales antropomorfos, no suena mal como concepto de entretenimiento y eso es apenas lo que entrega “Spycies”, o “Espías en manada”, por su título en español. 

Por supuesto, las referencias a la saga de James Bond son evidentes, desde simples menciones a sus películas, a cuestiones de estructura, como contar con una secuencia de inicio trepidante, misma que en este caso habrá de culminar con espectaculares daños colaterales, y que servirá como detonador para que se forme la consabida pareja dispareja, cuando el agente responsable —un gato algo arrogante— es sancionado enviándolo a una misión menor en una plataforma marina, que le llevará a encontrarse con una amenaza a mayor escala relacionada con el robo de un una fuente de energía secreta, por lo que a regañadientes tendrá que unirse a otro colega —un ratón genio en tecnología y aficionado a las telenovelas— con el que poco o nada tiene que ver.

De ahí en adelante la trama se guarda muy pocas sorpresas, salvo los consabidos giros para revelar al villano que carecen de total ingenio, y se concentran más en entregar persecuciones, tiroteos a diestra y siniestra, y algunas bromas entre los protagonistas que bien pueden recordar a las que Mel Gibson le aplicaba a Danny Glover en la saga de “Arma Mortal” —aludiendo de paso a la química que lucían Will Smith y Martín Lawrence en la ya mencionada Bad Boys—, sin encontrar nunca objetivos claros.

Aun así, el dinamismo del ritmo, aunado al llamativo diseño de personajes que se convierte en uno de sus principales atractivos, y que van de una princesa abeja que es estrella de cine y televisión, pasando por unos enfermeros murciélagos con aire transilvano y un par de hipopótamos enamorados, a un loro y una gallina a las que les falta un tornillo, además del humor con base a las caracterizas de las especies animales y un discurso ecológico de fondo; hacen que “Espías en manada” sea una propuesta genérica en su estructura y medianamente funcional en su desarrollo, pero simpática y llamativa en su forma. La película llega este fin de semana a la cartelera bajo la colaboración entre TNT Original y Cinépolis. 

AG