Se reduce el gasto para educación en los hogares

Confinamiento baja presión a bolsillos por útiles escolares

Encuesta sobre Educación en Línea 2021 informa que problemas económicos y de salud fueron los obstáculos de los estudiantes; padres, a la espera del esquema del próximo ciclo escolar; se encarecen útiles, uniformes...

4
Confinamiento baja presión a bolsillos por útiles escolaresFoto: Cuartoscuro
Por:
  • Ana Martínez

Las clases en línea, además de brindar seguridad a las familias ante Covid-19, también representan un respiro económico a los bolsillos de los mexicanos, ya que los gastos en este rubro disminuyeron 32.7 por ciento en 2020 respecto a 2018.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el año pasado las familias mexicanas gastaron 63 mil 951 millones 281 mil pesos en artículos y servicios de educación; mientras que en 2018 la cifra fue de 95 mil 047 millones 831 mil pesos.

Al respecto, la Encuesta sobre Educación en Línea 2021, que realizó la Asociación de Internet México (AIMX), dio a conocer que en un curso en línea los usuarios gastaron en promedio tres mil 800 pesos, entre colegiaturas y gastos adicionales; mientras que por los mismos rubros el desembolso hubiera sido de cuatro mil 700 pesos en clases presenciales.

Un ejemplo de ello es el caso de Valeria Solís, quien salió de la primaria y pasará al primer año de secundaria. Para sus padres, contar con un dispositivo móvil fue una ventaja cuando se decretó el confinamiento, porque no gastaron en más útiles.

Datos de la AIMX, 74 por ciento de los internautas contaban con una computadora portátil antes del Covid-19, frente a 77 por ciento que adquirieron una con el confinamiento.

.Gráfico: La Razón de México

No obstante, la contingencia sanitaria propició que 65 por ciento de las personas que estudiaba bajo la modalidad presencial o mixta continuarán sus clases a través de videollamadas. Por ello, la adaptación a la educación en línea implicó gastos adicionales, como que cinco de cada 10 estudiantes tuvieron que invertir en aumentar el ancho de banda del internet de sus hogares.

Ahora, los padres de familia están a la expectativa de saber si sus hijos regresarán de manera presencial a las aulas y así tener claro si invertirán de nuevo en uniformes, zapatos y transporte.

El gasto de los hogares podría aumentar para el ciclo escolar de este año; de acuerdo con las cifras de inflación del Inegi apuntan que a junio pasado algunos artículos escolares se encarecieron hasta 13 por ciento.

“Para la parte de uniformes y zapatos, tendremos que comprar todo nuevo, porque no hubo necesidad de hacerlo durante las clases en casa. Los útiles también serán un gasto importante, porque al cambiar de grado no sabemos qué tanto le van a pedir. Colegiaturas, transporte, libros, todo eso será un gasto y con la situación económica que hay”, expresó Sergio Solís, padre de familia.

Las plumas y lápices han mantenido una inflación por arriba de 6.0 por ciento desde febrero pasado respecto a 2020; en cambio los cuadernos comienzan a subir de precio, luego de registrar alzas de menos de 2.0 por ciento a inicios de año.

Otros datos sobre servicios educativos dentro del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) indican que al cierre de junio, el transporte escolar se encareció apenas 1.1 por ciento, luego de permanecer por debajo de cero por cuatro meses consecutivos; las calcetas y calcetines para niños subió su costo 4.0 por ciento en el mes de referencia y los vestidos, faldas y pantalones para niña se ubicaron 8.3 por ciento por arriba de su precio de junio de 2020.

“La mayoría de los participantes en el estudio tiene gran interés por continuar estudiando; sin embargo la situación económica no lo permite, es por ello que la modalidad en línea se ha convertido en una gran alternativa al implicar menos costos”, comentó Sergio Porragas Moreno, vicepresidente de capital humano de la AIMX.

Entre los hallazgos más importantes del estudio de la Asociación de Internet México destaca que durante la pandemia 37 por ciento de los estudiantes pausó sus estudios; de ellos, cinco de cada 10 fue por falta de dinero y 20 por ciento por temas de salud.

Pega desempleo a internautas. La Encuesta sobre Educación en Línea 2021 señaló que entre los obstáculos a los que se enfrentaron los internautas con posibilidad de pagar sus estudios estuvo el desempleo, pues 55 por ciento de los encuestados dijo no tener un trabajo, lo que implica 25 puntos porcentuales más respecto a 2019.

Los usuarios de Internet que reportaron tener un trabajo de tiempo completo disminuyó 18 puntos porcentuales, a 31 por ciento, en 2020 frente al resultado de 2019; aquellos con un esquema freelance representaron 6.0 por ciento y el contrato laboral en 4.0 por ciento.