Tira 12% ventas de micronegocios

Pequeños comerciantes alertan alza de hasta 81% en productos de la canasta básica

Encarecimiento de energéticos, la causa, afirma la Alianza de Pequeños Comerciantes; expertos afirman que pese a presiones inflacionarias, no prevén otro recorte en la tasa del Banxico

Pide Anpec crear fondo de apoyo a pequeños comerciantes ante COVID-19
Prevén inflación de 4% en marzoFoto: Especial
Por:
  • Ana Martínez

La canasta básica registró un aumento de 81 por ciento entre la última quincena de febrero y la primera mitad de marzo, por lo cual los pequeños comerciantes del país han disminuido sus ventas en 12 por ciento.

De acuerdo con la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec), lo anterior fue anticipado en un sondeo, el cual arrojó que a ese aumento en los precios se sumó una contracción en el poder adquisitivo de los consumidores. 

El presidente de la Anpec, Cuauhtémoc Rivera, indicó que en el último mes el costo de alimentos como el limón, el aguacate, el frijol, el azúcar, etc, se incrementaron alentados por un consumo restringido, efectos estacionales y la intermitencia derivada de la pandemia en ciertas actividades. 

Gráfico

De acuerdo con su sondeo mensual de mercado, del 15 de febrero al 15 de marzo, los precios de los productos de la canasta básica repuntaron hasta 81.8 por ciento. El levantamiento de datos se llevó a cabo en la Ciudad de México, Tlaxcala, Jalisco, Nuevo León, Querétaro, Guanajuato, Estado de México y Tabasco. 

“A la gente no le alcanza para comprar los productos de la canasta básica, 62 por ciento de los mexicanos no tienen para comprar los alimentos esenciales. Esto influye en que las ventas se nos fueran para abajo de 10 por ciento a 12 por ciento. El hoyo que dejó la pandemia es muy profundo y quienes están bailando con la más fea son los consumidores”, indicó Rivera en entrevista con La Razón. 

Los productos que más elevaron su precio, de acuerdo con la Anpec, fueron el limón, con un alza de 37 por ciento, al pasar en un mes de 26.11 pesos a 35.78 pesos; también el aguacate se encareció 31 por ciento, al valer 35.7 pesos. Estos costos son por un kilo de cada producto. 

En la Ciudad de México el alimento que más subió su precio fue el aguacate, con 62 por ciento; mientras que la cebolla disminuyó su costo en 63 por ciento. En el Estado de México las que más se encarecieron fueron las lentejas, en 50 por ciento; y el jitomate bajó en la misma proporción. 

En Nuevo León el limpiador de piso fue el producto que más aumentó su valor, en 37.9 por ciento; por el contrario, el jitomate bajó su precio en 42.5 por ciento. Este mismo alimento se abarató 36 por ciento en Jalisco, en donde el aguacate se incrementó en 20 por ciento. 

El empresario dijo que el alza responde al incremento de las gasolinas, cuyo precio rebasa los 20 pesos por litro, factor que encarece el abasto y suministro de los productos en el mercado nacional.

El líder de los pequeños comerciantes recordó que el Banco de México (Banxico) previó que la inflación se incrmenetaría en el segundo trimestre de 2021, por lo que la Anpec estimó que en marzo este indicador cerrará en 4.0 por ciento, al límite del rango del banco central. 

Al respecto, César Salazar, investigador del Instituto de Investigaciones Económicas de la UNAM, expuso que aquellos productos que registran variaciones importantes de un momento a otro tienen menos incidencia en el índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) del Inegi. 

Explicó que si el alza en precios es generalizado se transformaría en presiones inflacionarias más altas, lo que sería un riesgo, porque la inflación actual está muy cercana al rango de Banxico. “No veo interpretación de que pueda haber una elevación significativa. En la siguiente reunión de la Junta de Gobierno no vería una disminución en la tasa, porque aún se está en el límite superior de la inflación”, comentó.

  • El dato: En febrero la inflación fue de 3.76 por ciento a tasa anual, su nivel más alto desde octubre de 2020.