¿No que muy buena onda?

Cocinero demanda a Violeta Isfel por obligarlo a firmar su renuncia; lo secuestró 3 horas

Julio César Leos, excocinero del restaurante de Violeta Isfel, demandó a la actriz por despido injustificado; "cerró con llave y dijo que no me iban a dejar ir hasta que firmara", denunció

isfela
Cocinero demanda a Violeta Isfel por obligarlo a firmar su renuncia, lo encerró 3 horasEspecial
Por:
  • La Razón Online

Tal parece ser que Violeta Isfel no es tan buena onda como se presume en redes, pues un excocinero de sus Isfelburgers demandó a la actriz por despido injustificado y reveló que lo tuvo secuestrado por tres horas para obligarlo a firmar su renuncia.

El afectado en cuestión es Julio César Leos, extrabajador de la sucursal que Violeta Isfel tiene de sus hamburguesas en Tizayuca, Hidalgo. El individuo reveló a TvNotas que además sufrió malos tratos por parte de la famosa y su esposo.

“Me contrató en su restaurante de Tizayuca en junio de 2020; me trataba muy mal, al igual que a todos mis compañeros, y a varios nos despidió injustificadamente”, aseguró.

Por si fuera poco, Julio César Leos afirmó que la pareja de Violeta le pagaba “mordidas” a las autoridades para evitar sanciones:

“Cuando le comentábamos algo que no nos parecía, se molestaba y nos gritaba. Además, es muy negligente, en plena pandemia le valían las medidas sanitarias y dejaba que entrara más gente de la permitida; incluso, su esposo, Raúl Bernal, pagaba mordidas para evitar sanciones. Él es su mano derecha, pero lo ningunea”, dijo.

Así secuestro Violeta Isfela a su excocinero

Julio César Leos relató que Violeta Isfel, con pretexto de la pandemia, le dijo que sería despedido por a causa de un recorte de personal; sin embargo, lo quiso liquidar con menos de lo que le correspondía por ley, además de que lo tuvo encerrado tres horas para que firmara su renuncia.

“Le dije que iba a pelear por mis derechos; ella se alteró mucho, me gritó groserías y discutimos, entonces, cerró con llave y dijo que no me iban a dejar ir hasta que firmara. Me empezaron a jalonear. Les dije que no me podían retener y les recalqué: Esto es un secuestro. Pasaron alrededor de tres horas y me dejaron ir como a la 1:00 de la mañana”, denunció.

Finalmente, el afectado compartió que Isfel debe pagarle 50 mil pesos, de lo contrario el juez dictará sentencia en su contra.