Fiestas Patrias en México

Grito de Independencia, ¿qué realmente gritó el cura Miguel Hidalgo?

La noche del 15 de septiembre, poco antes de la madrugada del 16, en 1810 el cura Miguel Hidalgo llamó a levantarse en armas

grito-de-dolores-og
Representación de Miguel Hidalgo al dar el Grito de Independencia.Especial
Por:
  • La Razón Online

Este miércoles 15 de septiembre se conmemora el Grito de Independencia, una tradición en México ya que un día como hoy pero de 1810, en la noche, casi en la madrugada del 16, el cura Miguel Hidalgo convocó a luchar por la Independencia del país que vivía bajo el mandato de España.

Aquella noche, Miguel Hidalgo, de acuerdo con datos históricos, reunió a un grupo de pobladores en Dolores, Guanajuato. 

Este hecho se representa cada año en distintos estados del país. Es común que el Presidente de la República, gobernadores y presidentes municipales den el Grito de Independencia, arenga que adaptan, pues además de recordar a los héroes y heroínas que nos dieron patria, José Morelos y Pavón o Josefa Ortiz de Domínguez, por ejemplo, también se pronuncian por diversas causas como la de los padres de los jóvenes desaparecidos de Ayotzinapa.

En las escuelas de México, previo a la pandemia también se hacían representaciones del Grito de Independencia, en las cuales también se vivían momentos graciosos, como el de un niño que en lugar de decir ¡Viva Josefa Ortiz de Domínguez! dijo ¡Viva tu jefa! 

¿Cuál fue el verdadero Grito de Independencia de Miguel Hidalgo?

Acerca de lo que aconteció la noche del 15 de septiembre y madrugada del 16 existen diversos mitos y versiones que se han ido aclarando con el paso del tiempo.

En los Libros de Texto Gratuitos se señala que el Grito de Independencia fue poco antes de la madrugada del 16 de septiembre y que el cura Hidalgo arengó: “¡Mexicanos, viva México!, ¡viva la Virgen de Guadalupe!, ¡viva Fernando VII! Y ¡muera el mal gobierno!”.

Sin embargo, otras versiones apuntan que en realidad fueron tres discursos los que dio el Padre de la Independencia, el primero en su casa y otro en la escalinata del atrio de la Parroquia del Pueblo de Dolores.

AG