• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Alfonso Romo, foro Banorte. Foto: Cuartoscuro
Alfonso Romo, foro Banorte. Foto: Cuartoscuro

El próximo jefe de la oficina de Presidencia, Alfonso Romo, señaló que el sector privado en México será prioritario para impulsar a la economía nacional, con lo cual, señaló, se deja atrás la etapa de pánico.

Durante su participación en el Foro Estrategia Banorte 2018, uno de los más allegados a Andrés Manuel López Obrador, comentó que la política económica del próximo mandatario estará enfocada en generar un paraíso de atracción de inversión extranjera directa.

“¿Cuál va ser el motor? El sector privado nacional y extranjero. Tenemos muchos rezagos que tenemos que atender donde los recursos deben se estar redirigidos, el motor van a ser ustedes (empresarios)”, comentó durante su exposición.

Reconoció que ante las medidas de austeridad que desea implementar el próximo Presidente López Obrador, el Gobierno federal requerirá de la ayuda del sector empresarial para “sacar a este México de donde está”.

Manifestó que el reto de la actual administración es crear un país moderno, que se convierta en un paraíso para la Inversión Extranjera Directa (IED).

Mencionó que su función en la nueva administración será ser el contacto del sector privado con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, para impulsar el crecimiento de México; por ello, destacó su meta estará centrada en cuatro líneas primordiales: crecimiento de la economía en 4.0 por ciento promedio, el desarrollo de una política industrial, la revisión de todos los tratados comerciales y el impulso de la región sureste del país.

Gráfico: La Razón de México

“México debe volverse un país que rompa paradigmas, con un crecimiento de 4.0 por ciento al año, por lo que están analizando aquellos sectores donde puede ser más competitivo, por lo que tienen el objetivo de crear más negocios al año, los cuales tengan un impacto en la economía del país”, destacó.

Las otras prioridades son el apoyo a los jóvenes y a los adultos mayores, así como la bancarización, pues la disminución del uso de efectivo atraerá a las personas a la economía formal y ayudará a erradicar la los índices de corrupción.

Indicó que una de las prioridades del gobierno de Andrés Manuel López Obrador será quitar el efectivo de la economía, a fin de combatir la corrupción, dicho proyecto, dijo, lo presentarán en tres o cuatro semanas, con lo que se logrará incorporar a más personas a la economía formal y cambiar el perfil del sector financiero.

Por otra parte, mencionó que se buscará ponerle mayor atención a temas de inseguridad, ya que de acuerdo con datos calculados por él mismo, el 40 o 50 por ciento del país está paralizado, lo que impide que haya crecimiento en la economía.

“El 50 (por ciento de la población) crece al 2.0 por ciento, y voy a poner el ejemplo, en Veracruz está paralizado, Tamaulipas paralizado, la mitad de Coahuila, Guerrero, Michoacán y ya no le sigo porque nos asustamos… si creamos las condiciones de confianza no tenemos por qué no crecer, al 4.0, ya para no decir 6.0 o 5.0, al 4.0 por ciento, y esto crearía un México diferente”, aseguró.

Por último, mencionó que la próxima administración hará todo lo posible para no defraudar a la ciudadanía.

“No nos podemos equivocar. Ya tuvimos un cambio en el 2000, con mucha esperanza, después ya regresó el PRI y nos dio otra esperanza. Y hoy, sí viene un cambio de régimen real, entonces no podemos fallar, porque entonces la próxima ¿cuál va a ser?”, cuestionó.

Va a subir inversión pública: Espriú

La próxima administración buscará que se incremente la inversión, tanto pública como privada, para el desarrollo de la infraestructura en el país, la meta es que se aumente hasta que llegue a entre 3.5 y 4.0 por ciento del Producto Interno Bruto, señaló Javier Jiménez Espriú, próximo secretario de Comunicaciones y Transportes (SCT).

Durante su participación en el Foro Estrategia Banorte 2018, el próximo funcionario refirió que se aspira a que por cada peso que invierta el gobierno, la iniciativa privada aporte 20, a través de diferentes mecanismos como las Asociaciones Público Privadas (APP).

Añadió que la tarea a la que se enfrentan es estimular dicha participación de los empresarios del país, por lo que añadió que la banca será un gran aliado para poder desarrollar los principales proyectos que se contemplan realizar durante los próximos seis años.

“La banca juega un papel fundamental, estamos aspirando a tender una gran cantidad de necesidades de infraestructura y los recursos que va a disponer el Estado no son suficientes”, sostuvo el futuro secretario.