• Tamaño de fuente: A  A  A  A  

Al calificar de amenaza latente la posibilidad de que Estados Unidos imponga un arancel de 25 por ciento a automóviles importados desde México y Canadá, Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), señaló que empresas y asociaciones cerrarán filas para defender el libre comercio.

En conferencia, el representante de las armadoras recordó que la decisión del Presidente Donald Trump, bajo la sección 232 de seguridad nacional, de ninguna manera está justificada.

Señaló que por ello, presentarán un estudio al gobierno de Estados Unidos sobre el daño que causará este arancel.

“No podemos quedarnos de brazos cruzados ante una clara investigación para imponer barreras al comercio, no hay justificación y más allá de los foros, la imposición de 25 por ciento en arancel a autos, es una amenaza latente… esperamos dar una batalla legal”, aseveró.

Respecto a que Trump puso como causa la “seguridad nacional” de Estados Unidos, para buscar aplicar el gravamen, Solís mencionó que no existe un argumento claro para lo anterior.

El presidente de la AMIA también cuestionó a Trump sobre determinar quiénes son sus aliados y por ende pensar mejor la posibilidad de imponer estos impuestos, de lo contrario, se estaría cayendo en la misma situación que con el tema del acero y del aluminio.

“México siempre ha estado en la misma línea de Estados Unidos y ¿qué hace un auto justificando la seguridad nacional de ese país? Estamos en otros tiempos y Estados Unidos debe reconocer a los países que son sus aliados, advirtió. Por otra parte, Eduardo Solís explicó que la investigación que lleva a cabo Estados Unidos, para determinar si la medida se aplica, podría durar hasta 270 días; y posterior a ello, el ejecutivo podría tomarse 90 días más para evaluarla. En cuanto al tema del Tratado de Libre Comercio que tiene México con ese país y Canadá, el especialista ahondó en que aun cuando ya se tiene un texto avanzado para la renegociación, “como lo ha mencionado el secretario de Economía”, no hay ningún acuerdo sobre las reglas de origen de la industria automotriz ni ningún movimiento, al menos desde hace un mes.

SIGUE CRECIENDO PRODUCCIÓN Por otra parte, el presidente de la AMIA dio a conocer que durante el quinto mes de este año, se reportó un crecimiento de 3.9 por ciento en la producción total de unidades, al manufacturar 352 mil 860 unidades.

En el acumulado de los primeros cinco meses del año, la Asociación señaló que se ensamblaron un millón 607 mil 057 automóviles, 0.6 por ciento en comparación con el mismo periodo del año pasado, cuando se registraron un millón, 596 mil 817 unidades.

Prevén que EU pierda 1 millón de ventas al año

Si Estados Unidos llegara a imponer el arancel de 25 por ciento a los vehículos importados, la industria automotriz de ese país podría perder un millón de ventas anuales, proyectó un análisis de Jeff Schuster, vicepresidente senior de LMC.

De acuerdo con la firma, los fabricantes de automóviles absorberían al menos la mitad del costo de un impuesto sobre vehículos importados; sin embargo, si las compañías transfieren el costo total del 25 por ciento del gravamen a los consumidores, se podrían afectar alrededor de dos millones de ventas, lo que significaría más de 10 por ciento de las entregas anuales.

Cabe mencionar que el mes pasado, el presidente estadounidense solicitó que se investigaran las importaciones de automóviles para posibles sanciones comerciales, por razones de seguridad nacional, situación que sin duda alguna resultó sorpresiva y generó críticas de los fabricantes de autos, concesionarios y legisladores republicanos.

En este contexto, GM está expectante sobre las negociaciones en torno a este tema, pues quieren mantener precios accesibles.

am