Una llamada, último rastro de ciclista alemán desaparecido en México

Desde el 20 de abril pasado se desconoce el paradero del ciclista identificado como Holger Franz Hagenbusch; la embajada alemana en México, la Policía federal y la cancillería ya están informadas del caso, asegura su hermano

  • Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Holger Hagenbusch tiene una estatura de 1.85 metros. (Foto: Tomada de Facebook)

La última vez que se supo algo de Holger fue el pasado 20 de abril a las 17:30 horas, cuando llamó telefónicamente a su amiga Inês Gonçalves, una portuguesa radicada en México que lo iba a recibir en su casa de Ciudad del Carmen.

Sin embargo, eso no ocurrió, pues el ciclista alemán que llevaba dos meses en el país desapareció sin dejar rastro cuando viajaba de San Cristóbal de las Casas, en Chiapas, a Campeche.

Después, sólo el silencio.

La llegada del hombre identificado como Holger Franz Hagenbusch estaba prevista para los primeros días de la semana del 23 de abril, por lo que al no recibir noticias de él, Gonçalves publicó un mensaje en Facebook para solicitar ayuda.

“No sabemos dónde está Holger!!!!! La última vez que se comunicó conmigo fue el viernes pasado. Estaba en Chiapas y iba a tomar una ruta que pasaría por Palenque hasta llegar a Ciudad del Carmen en el inicio de esta semana. No sé cuál de las rutas era. No contesta ninguno de los teléfonos y no se conecta desde el viernes pasado. Compartan la publicación por favor. Cualquier una de las rutas que haya tomado es muy accidentada y puede llegar a ser peligrosa”, escribió la mujer el 27 de abril.

Movilizan redes para pedir auxilio

Un día después, Inês Gonçalves publicó un nuevo mensaje en Facebook en el que reclamó la falta de atención de autoridades alemanas y mexicanas, por lo que solicitó información sobre el paradero de su amigo a grupos de cicloturistas.

“Mierda, nadie debe desaparecer, morir, ser asaltado o ver violada su integridad física ‘por que fue avisado’. Que se haya avisado no quita la responsabilidad LEGAL y ética que las autoridades tienen para con los ciudadanos. Sea Holger, sean los estudiantes de cine de Jalisco, sea quien sea. Me duele el corazón cada vez que tenemos eso como respuesta”, lamentó la joven portuguesa.

Para entonces, Rainer Hagenbusch se enteró que su hermano de 43 años de edad estaba desaparecido, y además de aportar más datos, pidió ayuda e información sobre Holger.

Rainer destacó en una fotografía que su hermano estuvo en el Zócalo de la Ciudad de México el 6 de abril y publicó otra imagen de la bicicleta Surly Long Haul Trucker de Holger, presumiblemente en un pueblo de Chiapas.

De acuerdo con Hagenbusch la embajada alemana en México, la cancillería y la Policía Federal ya están informadas sobre la desaparición del ciclista, que intentaba cubrir una ruta de al menos 400 kilómetros y cuyo paradero se desconoce desde el 20 de abril.

Hagenbusch indicó que la embajada alemana le informó que su hermano circulaba por una autopista sin actividad criminal, sin embargo de acuerdo con Google Maps hay dos opciones para ir de San Cristóbal de las Casas a Ciudad del Carmen en bicicleta: las carreteras federales 199 y 195, que además de estar accidentadas, contar solamente con dos carriles y sin espacio para las bicicletas, atraviesan territorios controlados por gobiernos zapatistas.

De acuerdo con Google Maps, la ruta se cubre en bicicleta a una velocidad promedio de 30 kilómetros por hora en al menos 27 horas.

El hermano del ciclista alemán indicó que desde el 17 de abril el teléfono celular de Holger ha estado sin conexión y aunque ha intentado localizar su iPhone por medio de una app, no ha tenido éxito, por lo que este fin de semana planea viajar a México para buscar a su consanguíneo.

El ciclista llevaba dos meses en el país. (Foto: Tomada de Facebook)

Rutas peligrosas

El 26 de abril el cuerpo sin vida de un ciclista fue localizado en el fondo de una barranca en un tramo de la carretera Ocosingo-San Cristóbal, una de las probables rutas de Holger, lo que hizo pensar que se trataba del alemán.

El cuerpo del polaco Krzysztof Chmielewski fue localizado en una barranca el 26 de abril. (Foto: Tomada de Facebook)

De acuerdo con medios locales, el cadáver en estado de descomposición estaba junto a un remolque en el paraje conocido como La Ventana.

El hallazgo ocurrió alrededor de las 20:45 horas, luego que una llamada anónima reportó al número de Emergencias 911 que en ese punto estaba el cuerpo sin vida de un hombre, que fue identificado como el polaco Krzysztof Chmielewski.

De acuerdo con fotos de Facebook, el turista arribó a Tuxtla Gutiérrez el pasado 17 de abril y tenía la intención de conocer San Cristóbal de las Casas, Agua Azul y Palenque.

“Aquí en la capital tengo un amigo que me ha invitado a su casa, es una solución tranquila. En otras ciudades yo busco una universidad u otros sitios, con permiso, para poder pasar una noche y ahí construyo mi tienda”, dijo el ciclista polaco en una entrevista al diario Cuarto Poder.

Chmielewski, quien inició su travesía en Canadá y tenía como destino Argentina, llevaba más de 400 días viajando y afirmaba conocer 51 países, además de que sus ciudades favoritas en México fueron Mazatlán y Puerto Escondido.

El jersey rayado y el remolque coinciden con la ropa y equipo que llevaba el polaco. (Foto: Especial)

Pero esta no es la primera vez que un cicloturista muere en territorio nacional.

En mayo de 2013 la vida del italiano Mauro Talini, quien recorría el mundo en bicicleta como parte del proyecto “Una bici, mil esperanzas”, acabó debajo de las llantas de un tráiler que lo arrolló en Sonora, sin que hasta la fecha se conozca la identidad del conductor de ese vehículo.

El hombre de 40 años de edad originario de Viareggio pretendía recorrer los 25 mil kilómetros que separan a la Patagonia argentina de la Bahía de Prudhoe, en Alaska.

El italiano optó por dirigirse al desierto de Altar, en Sonora. (Foto: Especial)

Sin embargo, su odómetro se detuvo cuando marcaba 14, 500 kilómetros, en la comunidad de Trincheras, a 500 metros de la caseta de cobro entre Santa Anna y Caborca, cuando un tractocamión que circulaba a exceso de velocidad lo embistió y arrastró más de 100 metros, dejando la bicicleta y el cuerpo del ciclista destrozados.

Apenas unos días antes Talini había librado una balacera en Guasave y optó por tomar la carretera del desierto de Sonora para dirigirse a Tijuana luego de que el 1 de enero de ese año comenzó su aventura en los confines australes del continente.

Diagnosticado con diabetes desde los 11 años de edad, el proyecto que impulsaba el italiano reconocido mundialmente era demostrar que esta enfermedad no es un obstáculo.

A Mauro Talini le restaban 10, 500 kilómetros cuando fue atropellado. (Foto: Especial)

Después de su muerte en su página de Facebook se publicó un mensaje póstumo:

“Mauro ha enfrentado su último viaje en bicicleta … Quedará para siempre en nuestros corazones! A pesar del dolor de estos momentos sus lemas son siempre los que nos llevarán a seguir adelante porque lo primero que nos enseñaba y creía es que a pesar de las dificultades: ‘El amor cree en lo imposible’ por la diabetes no tiene límites!”.