• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Foto: Autocosmos

Tal como se había predicho, BMW sorprende a propios y extraños al presentar en el mercado mexicano al BMW Serie 1 Sedán 2019, el cual se convierte en una nueva opción en el creciente segmento de los sedanes compactos premium, donde tendrá que enfrentarse a rivales de gran peso, los cuales son provenientes de casas como Acura, Mercedes-Benz y Audi.

BMW había dejado el camino libre al Audi A3 Sedán y al Mercedes-Benz CLA en el segmento de los sedanes compactos. Sin embargo, para atender esta categoría, la firma alemana lanzó hace apenas unos meses una variante de cuatro puertas del Serie 1, construido sobre una plataforma distinta al hatchback y con el ojo puesto en China. Ante una inminente expansión internacional, el BMW Serie 1 Sedán finalmente estará a la venta en México.

Con una longitud de 4,456 mm, un ancho de 1,803 mm, una altura de 1,446 mm y una distancia larga entre ejes de 2,670 mm, este sedán que complementa la gama del Serie 1 hatchback, se encuentra disponible en una única versión Sport Line con dos motorizaciones a elegir: 3 o 4 cilindros en línea con la tecnología BMW TwinPower Turbo, con inyección directa de combustible de alta precisión con inyectores ubicados en el centro, control variable de las válvulas y control variable del árbol de levas en la admisión y en el escape.

Gráfico: La Razón de México

El BMW 120iA Sedán Sport Line cuenta con un motor de cuatro cilindros en línea de 2.0 Litros, el cual logra una potencia máxima de 192 hp y un par máximo de 207 lb-pie de torque. En combinación con la trasmisión Steptronic de 8 velocidades, acelera de cero a 100 km/h en 7.5 segundos y alcanza una velocidad máxima de 235 km/h, limitada electrónicamente. El consumo combinado de combustible es de 15.9 km/l.

Por su parte, el BMW 118iA Sedán Sport Line cuenta con un motor de tres cilindros en línea de 1.5 litros (el mismo del MINI), el cual logra una potencia máxima de 136 hp y 162 lb-pie de torque. En combinación con la trasmisión Steptronic de seis velocidades, acelera de cero a 100 km/h en 9.4 segundos y alcanza una velocidad máxima de 212 km/h, limitada electrónicamente. El consumo combinado de combustible es de 16.6 kilómetros por litro.

Puertas adentro, además de los materiales y acabados típicos en un BMW, destacan los controles Driving Experience ubicados en la consola central, que permiten elegir los modos Comfort, Sport y Eco Pro con tan solo presionar un botón. También se incluye aire acondicionado automático con propiedades acústicas optimizadas.

Como se mencionó al inicio, el BMW Serie 1 Sedán 2019 no la tiene nada fácil, ya que si bien ya no existe el Buick Verano (su principal rival en China), sí tendrá que medirse, en temas de precios y desembolso económico,  frente a competidores como Acura ILX (desde $492,900 pesos); Mercedes-Benz CLA (desde $545,000 pesos) y Audi A3 Sedán (desde $439,900 pesos). 

Compartir