• Tamaño de fuente: A  A  A  A  

La modificación de delegación a alcaldía genera cambios operativos en la Ciudad de México, entre los que destacan, por su relevancia, que las decisiones de las acciones de gobierno ya no serán tomadas de manera unilateral.

Por primera vez, derivado de la reforma político-electoral, entrarán en funciones los concejales en cada alcaldía, que por única ocasión, durante el trienio 2018-2021, contarán con 10 cada una, de los cuales seis fueron elegidos el pasado 1 de julio en planilla con el candidato ganador de la demarcación, mientras que cuatro fueron electos bajo el principio de representación proporcional.

El dato:

  • Los nuevos cargos se crearon en la pasada Asamblea Constituyente para convertirse en un contrapeso y evitar control absoluto de los futuros alcaldes.
  • 15 Concejales tendrán el próximo trienio las alcaldías  con más de 500 mil habitantes

A partir de la próximo elección, que se realizará en 2021, el número de concejales dependerá del número de habitantes. Así, las demarcaciones con población menor a 300 mil tendrán nuevamente 10; habrá 12 en aquellas de entre 300 y 500 mil, mientras que las que superen los 500 mil contarán con 15.

El concejo tendrá la facultad de supervisar y evaluar las acciones de gobierno, el control del ejercicio del gasto público y la aprobación del presupuesto de egresos, y sus principios rectores serán transparencia, rendición de cuentas, accesibilidad, difusión y participación ciudadana, aunque no ejercerán funciones de gobierno ni de administración pública.

Además, funcionará en pleno o en comisiones, en el que el primero deberá sesionar de manera ordinaria y pública cuando menos una vez al mes en el recinto oficial destinado para tal efecto, mismo que deberá contar con instalaciones para capitalinos y deberán transmitirse a través de la página oficial de cada demarcación.

Otras de sus facultades serán aprobar bandos sobre disposiciones generales, el presupuesto y el programa de gobierno, así como emitir opinión a los cambios de uso de suelo y construcciones, revisar el informe anual y convocar al alcalde y personas directivas de la administración a rendir informes.

Otro de los cambios operativos es que los funcionarios podrán nombrar coordinaciones territoriales, cuyos titulares serán sus auxiliares subordinados, quienes no podrán ejercer actos de autoridad ni gobierno a no ser que la alcaldesa o alcalde les haya delegado expresamente esa facultad y que el acuerdo haya sido publicado en la Gaceta Oficial de la capital del país.

La Ley Orgánica de Alcaldías de la Ciudad de México (LOACDMX) establece, además, que cada demarcación deberán contar con al menos 12 Unidades Administrativas: Jurídico y Gobierno, Administración, Obras y Desarrollo Urbano, Servicios Urbanos, Planeación del Desarrollo, Desarrollo Social, Desarrollo y Fomento Económico, Protección Civil, Participación Ciudadana, Sustentabilidad, Derechos culturales, recreativos y educativos, y Fomento a la Equidad de Género.

Además, el artículo 73 establece la obligatoriedad de cumplir con un perfil escolar en las áreas Jurídico y Gobierno, Administración y Obras y Desarrollo Urbano para que quienes las encabecen sean funcionarios con estudios de licenciatura en materias afines, así como un periodo de experiencia en el ejercicio de su profesión, situación completamente diferente a lo que señalaba la Ley Orgánica de la Administración Pública del Distrito Federal que no exigía nivel ni rama de estudios a los integrantes de las Direcciones Generales de las entoces delegaciones.

De acuerdo con la LOACDMX cada cargo durará tres años contados a partir del 1 de octubre del año en que se hayan celebrado las elecciones, sin embargo, los alcaldes rendirán protesta ante el Congreso capitalino el 1 de septiembre y ese mismo día deberá tomar protesta a los concejales, pero ante el tiempo de diferencia surge la duda de ¿quién gobernará durante ese mes?

Compartir