Capriles se despide de la gobernación de Miranda, tras 8 años de gestión, el miércoles, en Caracas. Foto: AP

El presidente Nicolás Maduro llamó a la ciudadanía a “votar en apoyo a la Constituyente” en las elecciones regionales del próximo domingo, durante el acto de conmemoración del día de la Resistencia Indígena desde el Palacio de Miraflores este jueves 12 de octubre.

“Todo el que salga a votar está respaldando a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC). Le está diciendo a Trump (…) que basta de intervencionismo, basta de sanciones”, manifestó el mandatario. Las declaraciones del jefe del Ejecutivo venezolano son parte de la estrategia del chavismo para desaminar a las personas que están en contra de su gobierno.

Maduro y los demás violadores de la Constitución van a tratar de hacer lo que sea. Sabemos que el régimen, puede establecer gobernaciones paralelas”

Gerardo Blyde, Jefe de campaña de la oposición

El gobierno madurista ha financiado con dinero del Estado a sus candidatos, además el Consejo Nacional Electoral, a servicio del régimen, mudó más de 205 casillas de votación en los cuales tradicionalmente ganan los nominados de la oposición.

El líder chavista destacó que no se debe subestimar la importancia de las elecciones regionales de este próximo 15 de octubre. Explicó que dado que los afectos al chavismo restaron relevancia a los comicios parlamentarios del año 2015, “la burguesía” tomó la Asamblea Nacional (AN).

“Ganaron ellos porque el chavismo no salió a votar. Al final quienes votaron por los partidos de la derecha se castigaron a sí mismos”, agregó. “No podemos dar más pasos en falso (…). Debemos sacar elecciones y unirnos todos los venezolanos en la buena fe, en el amor a la patria, como nos unimos el 30 de julio. Llamo a la unión del pueblo, a la unión constituyente, para que el domingo volvamos a celebrar la victoria de la democracia revolucionaria”, concluyó.

Por su parte, la oposición venezolana descartó ayer reconocer a la Asamblea Constituyente después de las elecciones regionales del próximo domingo, rechazando la advertencia de Maduro de que los gobernadores elegidos deberán subordinarse a ese órgano legislativo.

El jefe de campaña de la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Gerardo Blyde, recalcó que ninguno de los candidatos que gane las elecciones del domingo próximo reconocerá la “fraudulenta” Constituyente.

  • El Dato: Pese al rechazo de la oposición y de más de 40 países, la Constituyente se instaló en agosto pasado.

Señaló que Maduro busca generar la abstención en filas opositoras cuando advierte que los gobernadores que desconozcan a la Constituyente no asumirán sus cargos. “Ninguno de nuestros gobernadores se juramentará ante la fraudulenta Asamblea Constituyente. Estas elecciones no le pertenecen a Maduro, no le pertenecen al Consejo Nacional Electoral (CNE), quien convoca este proceso es la ley, es la Constitución”, indicó Blyde.

Subrayó que los candidatos opositores saben que pese a las presiones del poder deben continuar la lucha por un cambio de gobierno y que el voto del domingo será otra de las formas de protesta.

“Maduro y los demás violadores de la Constitución van a tratar de hacer lo que sea. Nuestros candidatos están claros en eso. Sabemos que en cualquier momento el régimen, en su abuso de autoridad y de poder, puede establecer gobernaciones paralelas. Pero eso no está por encima de la legitimidad del voto”, señaló.

El próximo domingo se elegirán 23 gobernadores de estado y Maduro alega que deben subordinarse a la Constituyente, pues la Asamblea fue la que convocó los comicios, adelantándolo para el 15 de octubre, cuando el CNE las había convocado para el 10 de diciembre.

Maduro afirmó que se trata de unas elecciones “constituyentes” de gobernadores, por lo que los ganadores deberán reconocerla.

“Todo el que salga a votar el domingo estará respaldando a la Constituyente, que es quien la convoca. Le estará diciendo al imperialismo, a Donald Trump, a Juan Manuel Santos, a Mariano Rajoy basta de intervencionismo. El que salga a votar dirá ‘No’ a las sanciones (de Estados Unidos), al imperialismo”, dijo el gobierno.

Blyde replicó que después de las elecciones la oposición tendrá más fuerza por el apoyo popular que estima será mayoritario.

La Asamblea Constituyente fue elegida el 30 de julio pasado en unas votaciones en las que no participó la oposición, que la consideró un organismo fraudulento.

Régimen castiga a los presos políticos

familiares de los 18 presos políticos que llamaron a la ciudadanía a votar en las regionales de este domingo denunciaron, mediante un comunicado, los castigos arbitrarios perpetrados a sus parientes en los calabozos de El Helicoide el 11 de octubre.

En el documento se explicó que el comisario Carlos Calderón, jefe de los calabozos de la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), ordenó castigar a los firmantes y que, hasta el momento, desconocen el estado físico de los apresados y el alcance de estos castigos.

Detallaron que, según información de familiares de detenidos a quienes sí se les permitió la visita, sus parientes fueron encerrados y aislados, prohibiéndoles comunicarse y recibir personas. Manifestaron que estas acciones de las fuerzas de seguridad del Estado los hace convocar “con mayor fuerza a la participación masiva de los venezolanos”.

“Votamos para que en Venezuela se respete la democracia sino para no renunciar a la democracia y por cuya defensa, nuestros hijos, padres, nietos y hermanos están encerrados”, resaltaron.


Irregularidades que pueden condicionar resultados

Según el analista electoral Eugenio Martínez, estos obstáculos pueden jugar en favor del chavismo:

  • Comicios reprogramados y parciales. Las elecciones para escoger a los gobernadores y a las asambleas legislativas de cada estado debieron celebrarse en diciembre del año 2016. No obstante, fueron reprogramadas en dos ocasiones por el Consejo Nacional Electoral (CNE). La elección de las asambleas legislativas quejó por fuera.
  • Sin la tarjeta de la unidad. Agrupando en una sola tarjeta a todos los candidatos de las organizaciones que integran la oposición venezolana, se alcanzó 7.7 millones de votos y se capitalizó 112 de los 167 diputados que debían elegirse. No obstante, jueces de corte penal anularon la tarjeta de la MUD en siete estados (Apure, Aragua, Bolívar, Carabobo, Monagas, Trujillo y Zulia).
  • Candidatos sin sustituir. Aunque los 49 candidatos que resultaron perdedores en las primarias de la oposición presentaron ante el rector electoral la renuncia a sus aspiraciones, el organismo se negó a procesar las renuncias y la sustitución de candidatos. La confusión en la oferta electoral pudiese provocar la dispersión del voto opositor.
  • Sin observadores nacionales y sin simulacro. El CNE negó la acreditación como observadores nacionales de la votación del 15 de octubre a las principales organizaciones que han trabajado en esta área en la última década. Adicionalmente redujo las campañas informativas de la oferta electoral y eliminó de las fases de organización el simulacro de votación que tradicionalmente se realiza para que los ciudadanos puedan familiarizarse con los instrumentos de votación y la oferta electoral que presentan los partidos políticos.
  • Miembros de mesa sin notificación. Para este proceso el CNE no sorteó a los miembros de mesa. Las rectoras electorales decidieron utilizar a los ciudadanos que fueron seleccionados para prestar el servicio electoral durante el año 2015.
  • Campaña con recursos públicos. Al igual que en procesos electorales previos, el CNE no sancionó los ilícitos de campaña, especialmente los referidos al uso de recursos públicos y transmisiones obligatorias de radio y televisión para la promoción de parcialidades políticas.
  • Sin tinta indeleble y sin control para voto asistido. El CNE decidió eliminar el uso de la tinta indeleble, que se colocó como mecanismo para reducir la usurpación de identidad, lo que afecta considerablemente la percepción de los ciudadanos sobre la transparencia del proceso. Además eliminó los controles del voto asistido, práctica que en el pasado se ha utilizado para que en centros pequeños o ubicados en zonas rurales los comisarios políticos del PSUV verifiquen por quién están votando los ciudadanos.