• Tamaño de fuente: A  A  A  A  
Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) Foto: Especial
Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) Foto: Especial

Saber cuál será la decisión que se tomará en torno al Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAIM) preocupa a la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés), pues es una decisión de largo plazo.

En entrevista, Cuitláhuac Gutiérrez, director de la IATA en México, afirmó que desde que se comenzó a estudiar la posibilidad de construir un aeropuerto para la Ciudad de México, el organismo dijo que ha colaborado en la decisión que se tomó sobre construir la terminal en Texcoco, debido a una visión de largo plazo.

“Considerando la visión de largo plazo, y la demanda en México, sobre todo el histórico del crecimiento de la demanda, evidentemente un proyecto de la magnitud del NAIM, es el que tiene las condiciones para atender la demanda de los próximos 50 años”, sostuvo.

Añadió que realizar una consulta ciudadana para conocer la opinión de la población en torno al futuro del NAIM, es otra situación que preocupa a la industria.

“Nos preocupa (la consulta), es algo que esperamos que esta decisión llegue de una manera objetiva y que sea con base en información de la industria y sus beneficios a largo plazo. Que se tome en cuenta a la industria”, mencionó.

Gráfico: La Razón de México

Sostuvo que la clave en este proceso es analizar, cuál propuesta otorga mayores beneficios para el país, aunque de acuerdo a los análisis de la industria y expertos, el proyecto de Texcoco es el más adecuado.

Cabe mencionar que hace unos días el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), que agrupa la Iniciativa Privada del país, dio a conocer un dictamen que realizó en conjunto con expertos, y en el cual se determinó que la mejor opción del Nuevo Aeropuerto es el Ex Lago de Texcoco, donde se construye actualmente.

Después, la gente el sector aeronáutico se reunió para informar que la construcción de la terminal en Texcoco permitirá un crecimiento para los próximos 40 años, mientras que el proyecto de Santa Lucía se saturaría en cinco u ocho años.

“No es viable y en cinco años vamos diciendo cuál era la solución”, apuntó.

Compartir